Última actualización: 05:52 / Jueves, 28 Noviembre 2019
Tribuna de Allianz GI

Actuar ya contra el cambio climático

Imagen
  • En España tenemos registrados dos vehículos que invierten con el objetivo de conseguir una rentabilidad financiera atractiva y generar un impacto positivo que permita mitigar y revertir el cambio climático: el Allianz Green Bond y el Allianz Climate Transition
  • Afirmar que una inversión determinada tendrá un impacto positivo en la transición energética y climática no es suficiente. El impacto se debe demostrar o, mejor aún, cuantificar
  • La búsqueda de soluciones y el premiar a las empresas que están haciendo los mayores esfuerzos contribuye a que la cartera tenga un peso mayor que el índice en empresas de mediana y pequeña capitalización

En Allianz Global Investors entendemos que el cambio climático es el mayor reto al que nos enfrentamos en el siglo XXI. Estamos comprometidos a buscar soluciones a este problema y a impulsar la transición hacia un modelo energético y económico que sea compatible con la reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero. Contamos ya con una serie de mandatos a medida para clientes institucionales y con varios vehículos alternativos que invierten directamente en energías renovables o en el desarrollo de infraestructuras que contribuyen a la transición hacia una economía baja en carbono.

En cuanto a fondos de inversión abiertos y disponibles para inversores particulares, en España tenemos registrados dos vehículos que invierten con el objetivo de, por un lado, conseguir una rentabilidad financiera atractiva para los clientes y, por otro, generar un impacto positivo que permita mitigar y revertir el cambio climático y contribuir a financiar la transición hacia una economía baja en emisiones de CO2.

Uno de los fondos es el Allianz Green Bond, un producto que invierte en el segmento de los bonos verdes. Se trata de una estrategia que busca financiar la transición hacia modelos de negocio y de producción de energía con menos emisiones de carbono. Afirmar que una inversión determinada tendrá un impacto positivo en la transición energética y climática no es suficiente. El impacto se debe demostrar o, mejor aún, cuantificar. Aunque existe un amplio consenso acerca de los indicadores más relevantes, especialmente para el cálculo de las emisiones de CO2 evitadas, no hay un indicador único aplicable a todos los tipos de proyectos y en todos los contextos.

Allianz

El fondo, que busca tener exposición total de su cartera a bonos verdes, favorece la inclusión de emisores corporativos frente a gubernamentales y también de lo que denomina modelos de transición, es decir, empresas que pueden aún no ser líderes de su sector en materia ambiental pero que están haciendo un esfuerzo demostrable y creíble hacia la transformación de su negocio para reducir de manera significativa sus emisiones y su impacto ambiental. Con esto se busca dar un impulso y acelerar el paso hacia una economía capaz de cumplir con los objetivos marcados en el Acuerdo de París. Nuestro objetivo es promover un futuro sostenible para la economía.

El 50% de la cartera está en emisores corporativos y, por tipo de proyecto financiado, los vinculados con las energías renovables son los que tienen mayor peso, ya que representan el 48% del total. Les siguen los relacionados con la eficiencia energética en edificios y construcciones (con un 17,5%), las soluciones de transporte menos contaminantes (con un 14%) y las de eficiencia energética (con casi un 9%).

El otro producto dedicado por entero a la lucha contra el cambio climático es el fondo Allianz Climate Transition, un producto de renta variable europea que se centra en apoyar a las empresas europeas que más y mejor contribuyen a solucionar el problema del calentamiento global. El fondo, además de aplicar el análisis financiero tradicional y ASG (ambiental, social y de buen gobierno corporativo), clasifica a las compañías según su perfil climático (a partir de un modelo de análisis propio) e invierte en tres tipos de empresas: las mejores soluciones (compañías que desarrollan y ofrecen respuestas innovadoras para contribuir a reducir los niveles de CO2); las mejores prácticas (los valores que son líderes de su sector en términos ambientales); y los mejores esfuerzos (empresas comprometidas con cambiar de modelo para reducir el impacto negativo que su actividad tiene sobre el clima).

Invertimos en compañías europeas comprometidas con la transición climática. Tenemos que luchar contra el cambio climático y queremos dar apoyo a las empresas que lideran esta transformación, bien porque están ya evolucionando hacia modelos de negocio de bajas emisiones de CO2 o porque ofrecen soluciones al problema.

La búsqueda de soluciones y el premiar a las empresas que están haciendo los mayores esfuerzos contribuye a que la cartera tenga un peso mayor que el índice en empresas de mediana y pequeña capitalización. En cuanto a sectores, no excluimos a priori a ningún sector concreto, porque entendemos que necesitamos que todas las actividades económicas se comprometan con el cambio. Lo que sí hacemos es excluir a las empresas con peor comportamiento ambiental dentro de cada sector y a las que no muestran disposición a cambiar.

Allianz

Resultados

En ambos casos, se trata de una temática de inversión que, por su propia naturaleza, invita a adoptar una visión de largo plazo. Los resultados de las dos estrategias, de momento, son muy alentadores. El fondo Allianz Green Bond, que cuenta ya con cuatro años de historia, obtiene una rentabilidad del 2,73% anualizada desde su lanzamiento (con datos a cierre de octubre para la clase institucional) y del 8% en lo que va de año. El fondo Allianz Climate Transition, creado hace más de cinco años, obtiene una rentabilidad del 8,89% anualizada en los últimos cinco para su clase institucional, frente al 6,01% del índice de referencia (MSCI Europe TR), con datos a cierre de agosto. En lo que va de año, el fondo obtiene una rentabilidad superior al 19% (con datos a cierre de octubre).

Los dos fondos siguen el proceso de inversión socialmente responsable de Allianz Global Investors. Se aplica un filtro previo de respeto de los derechos humanos (siguiendo los principios del Global Compact de Naciones Unidas) y algunas exclusiones generales (en actividades como armas, tabaco o extracción y uso de carbón).

Después, se utiliza una metodología interna de análisis a partir de más de 240 indicadores, con la que se otorga un rating propio en materia de sostenibilidad (para aspectos ambientales, sociales y de buen gobierno corporativo) a unas 8.000 compañías y 175 emisores soberanos. A partir de este análisis, se elige a los mejores de cada sector (teniendo en cuenta siempre que se exige un rating mínimo para cada uno de los dominios o criterios ASG) y se deja un espacio también para los mejores esfuerzos, empresas que sin ser aún las mejores de su clase, muestran un compromiso creíble de mejora. En todas nuestras estrategias, el diálogo activo con las compañías y la política activa de voto son dos palancas adicionales en todo este proceso.

Impacto medible

En el caso del Allianz Green Bond, por cada millón de euros invertido en el fondo, se calcula que se logra generar 397 megavatios-hora de energía renovable o evitar la emisión de 969 toneladas de CO2 durante un año.  En el fondo Allianz Climate Transition, por su parte, la emisión de CO2 de las compañías en cartera es aproximadamente tres veces más baja que las del índice general, y eso se logra sin excluir de entrada a ninguno de los sectores más contaminantes. Es importante recalcar, en cualquier caso, que el objetivo del fondo no es optimizar la cartera para tener una baja huella de carbono de forma inmediata, sino generar un impacto positivo a largo plazo. 

Los fondos son solo parte de nuestra estrategia global de lucha contra el cambio climático. Allianz Global Investors es miembro fundador de la “Iniciativa para el liderazgo en materia de Financiación Climática”, impulsada por la ONU, cuyo objetivo es movilizar el capital privado para cumplir con los objetivos del Acuerdo de París. Esta iniciativa, liderada por Michael Bloomberg, Enviado Especial para el Clima del secretario general de la ONU, trabaja para impulsar la transición hacia un modelo energético más limpio.

El grupo ha presentado su primer informe el mes pasado a las Naciones Unidas. En él se recogen los principales retos a los que se enfrenta la financiación de la transición energética, se destacan casos de buenas prácticas y se hacen recomendaciones para alcanzar el objetivo de reducción de gases de efecto invernadero, con el foco puesto en ayudar, particularmente, a la transición en los países emergentes.

Allianz Global Investors promueve también la búsqueda de soluciones de inversión para financiar la transición energética a través de diversas iniciativas en las que participa, como son el Grupo de Inversores Institucionales contra el Cambio Climático (IIGCC, por sus siglas en inglés); el Carbon Disclosure Project; los Principios de Inversión Responsable (PRI, por sus siglas en inglés, en los que, por tercer año consecutivo, ha obtenido la máxima calificación de A+); el grupo Climate Action 100+; o la Red Global para la Inversión de Impacto (GIIN, por sus siglas en inglés), entre otras. Por su parte, nuestra matriz, Allianz SE, forma parte del grupo ‘Net-Zero Asset Owner Alliance’, que establece el compromiso de que, para 2050, todas sus carteras de inversión sean neutrales en cuanto a emisión de gases de efecto invernadero.

Allianz Global Investors (al igual que todo el grupo Allianz) es una empresa 100% neutral en emisiones de carbono desde 2012. No sólo compensa sus emisiones, sino que ofrece también a los clientes la posibilidad de ayudarles a compensar las suyas mediante la inversión en proyectos como el de la reserva forestal de Rimba Raya en la parte indonesia de la isla de Borneo, que es además un importante refugio de orangutanes.

Otro frente importante desde el punto de vista corporativo es la lucha contra la contaminación por plástico de los océanos. Por eso ha cerrado un acuerdo de colaboración para los próximos cinco años con la ONG The SeaCleaners, con el objetivo de contribuir a la limpieza de los mares.

 

Tribuna de Christine Clet-Messadi, gestora del fondo Allianz Climate Transition y de Julien Bras, gestor del fondo Allianz Green Bond

Acerca de Julien Bras

Julien Bras, gestor del fondo Allianz Green Bond de Allianz Global Investors.

Acerca de Christine Clet-Messadi

Christine Clet-Messadi, gestora del fondo Allianz Climate Transition de Allianz GI.

menu
menu