Última actualización: 05:07 / Viernes, 1 Julio 2022
Perspectivas y conclusiones

KraneShares: ¿nos estamos acercando al máximo de volatilidad en los mercados emergentes y en China?

Imagen
  • Las ventas mundiales de los mercados de renta variable y de renta fija en lo que va de año han dejado a los inversores con muy pocos lugares donde esconderse
  • Los inversores estadounidenses han disfrutado de más de una década de amplia liquidez, baja inflación y bajos tipos de interés
  • Parece que Estados Unidos está entrando en una nueva fase de la dinámica económica, lo que puede repercutir negativamente en el mercado estadounidense durante los próximos cinco años
  • En consecuencia, los inversores han estado mirando más a los mercados emergentes y a China para cumplir sus objetivos de rentabilidad en el futuro

Los mercados mundiales se han visto afectados por un sinfín de cuestiones. Las guerras, las disrupciones en la oferta, la inflación, la subida de tipos, los cierres y confinamientos relacionados con el COVID en algunas de las ciudades portuarias más concurridas del mundo, el repunte del dólar estadounidense y las regulaciones han sacudido los mercados mundiales en lo que va de año.

Como resultado, los inversores parecen estar vendiendo indiscriminadamente en todas las clases de activos, ya que ha habido muy pocos lugares donde esconderse en lo que va de 2022. En la opinión de KraneShares, este entorno de mercado pone de relieve la importancia de poseer distintas clases de activos poco correlacionadas entre sí, como la renta variable china, y deja a los inversores en busca de un máximo en términos de riesgo, que según la gestora podría llegar antes de lo que muchos inversores podrían pensar.

Es posible que el mercado esté señalando muchos “casi” máximos (puntos que se sitúan a ambos lados del máximo) para muchos de los factores de riesgo que afectan a los mercados, como el riesgo geopolítico, las regulaciones de China, el estímulo de Estados Unidos, las revisiones a la baja de los beneficios, la subida de tipos, la inflación y un dólar estadounidense más fuerte. Por lo tanto, KraneShares cree que ahora es un buen momento para empezar a posicionarse para la fase de recuperación, cuando todo esto podría deshacerse.

Análisis del rendimiento de la tecnología de consumo en los mercados emergentes

La tecnología de consumo fue una de las áreas más afectadas en los mercados emergentes en 2022. La rotación del crecimiento al valor, los cierres por el COVID-19 y los cambios regulatorios de China, la caída de los activos rusos, la desaceleración del consumo y el aumento de los tipos de interés en muchos países clave, como Corea y Taiwán, han dado lugar a un año mediocre hasta ahora para la tecnología de consumo y a una importante depreciación de las valoraciones de las acciones.

Desde el punto de vista de KraneShares, el espacio de consumo de los mercados emergentes puede estar a la baja, pero ciertamente no está descartado. En su opinión, es una de las oportunidades de inversión en los mercados emergentes que reaccionaría más positivamente a medida que se disipen los nubarrones negativos actuales. La tesis de los mercados emergentes, en general, no ha cambiado, especialmente en lo que respecta a la tecnología de consumo. Por eso, la gestora cree que las empresas de tecnología de consumo de los mercados emergentes siguen representando una enorme oportunidad debido a la demografía favorable, la baja penetración de Internet y del comercio electrónico, la mayor adopción de tecnología y el aumento de los ingresos. En ese sentido, KraneShare entiende que la recalificación ha sido demasiado severa, lo que ha colocado a muchas empresas de alta calidad y alto crecimiento con un descuento de varios años.

Perspectivas mundiales

A nivel macroeconómico mundial, los tres principales factores de riesgo son la inflación, las tensiones geopolíticas y los cierres relacionados con el COVID-19 en China. La guerra en Europa está alimentando la inflación a través de la subida de los precios de las materias primas y las disrupciones en la oferta, lo que hace que la inflación sea más persistente de lo que muchos quieren admitir. Por otra parte, el aumento de los tipos de interés es un síntoma de la inflación y es el principal responsable de los niveles récord del dólar estadounidense. Así que, en muchos sentidos, la inflación puede dictar al menos el futuro cercano y lejano.

Los próximos meses serán importantes. Si se confirma que se ha alcanzado un máximo en la inflación, el mercado de bonos puede revalorizar los tipos de interés y el número de futuras subidas muy rápidamente. Como resultado, los tipos de interés podrían estabilizarse y potencialmente bajar antes de volver a subir, pero de forma comedida.

Mientras tanto, las tensiones políticas están en niveles que antes se consideraban improbables. El mundo y Europa cortaron los lazos con Rusia a pesar de la dependencia del gas ruso. Sin duda, podría producirse una mayor escalada tras la formalización del ingreso en la OTAN de Finlandia y Suecia. Pero ¿cuánto más puede empeorar la situación?

Perspectivas de China

En China, el gobierno está respondiendo con estímulos en toda regla para revertir el impacto negativo de los cierres relacionados con el COVID-19 en Shanghai, Pekín y otras ciudades. En la reciente reunión del politburó, presidida por el presidente Xi, se confirmó el objetivo de crecimiento del PIB chino del 5,5% para 2022. También se recomendó un mayor estímulo a través de recortes fiscales, emisión de bonos locales y proyectos de infraestructura. El lenguaje relativo a la rectificación de las regulaciones de la economía de plataforma, la reanudación de las funciones normales de supervisión y el apoyo a los mercados inmobiliarios captaron la atención de los mercados. Estas recomendaciones se produjeron tras una serie de medidas de estímulo desde diciembre de 2021, que incluían recortes de los tipos de interés a corto y largo plazo, así como de los coeficientes de reservas obligatorias (RRR).

Estas medidas políticas empezaron a reflejarse en los datos económicos y se notó ampliamente en el repunte de la financiación social total (TSF) y del impulso crediticio (crecimiento del PIB nominal menos el crecimiento del crédito), una aproximación al crecimiento futuro y a los precios del mercado.

Mientras tanto, la rápida subida de los tipos en Estados Unidos, que ha superado el tipo a 10 años de China por primera vez en muchos años, ha presionado al yuan chino. El gobierno actuó rápidamente para estabilizar la divisa recortando los coeficientes de reservas obligatorias de las cuentas en moneda extranjera.

En cuanto a las empresas, las revisiones de los beneficios empiezan a repuntar. Además, la Comisión Reguladora de Valores de China (CSRC) y el Consejo de Supervisión de Contabilidad de Empresas Públicas (PCAOB) de Estados Unidos están avanzando hacia un acuerdo de auditoría para las empresas no estatales (SOE), pero el destino de las SOE que cotizan en EE.UU. sigue siendo una incógnita.

Se están materializando muchos vientos de cola para la renta variable china, como la suavización de la postura reguladora de Internet, la resolución para evitar la exclusión de la lista de valores chinos de las bolsas estadounidenses y el estímulo que China está llevando a cabo desde principios de año.

Conclusión

En KraneShares creen que el mercado puede estar ya en territorio de sobreventa. Es difícil determinar el momento en que se producirá el cambio de sentimiento en el mercado, pero cualquier signo de relajación relacionado con la inflación, el riesgo geopolítico o los bloqueos del COVID-19 podría contribuir a desencadenar la tan esperada recuperación.

Históricamente, las recuperaciones han sido rápidas, lo que ha llevado a los inversores a centrarse de nuevo en los fundamentales. Los mercados emergentes y China están mejor posicionados desde el punto de vista de la valoración y el crecimiento. La renta variable estadounidense está cara y puede enfrentarse a una ralentización del crecimiento, sobre todo si se compara con la elevada base del año pasado, que China experimentó en 2021.

Aunque KraneShares cree que los inversores deberían invertir siempre en mercados emergentes y en China como parte de un mandato de renta variable global, aquellos que carecen de exposición o están infraponderados en su exposición en estos mercados, pueden encontrar dos fuentes significativas de gratificación si empiezan a posicionarse para la recuperación e invertir en las oportunidades de crecimiento secular a largo plazo que se están vendiendo con descuento en los mercados.

 

 

Para acceder al informe completo elaborado por KraneShares, por favor acceda a los siguientes enlaces:

Versión UCITS

Versión US mercado doméstico

 

menu