Última actualización: 06:09 / Jueves, 5 Mayo 2022
Janus Henderson Investors

Más allá del ruido: solo otra montaña rusa

Imagen

Advertisement

Es difícil pensar en una vuelta atrás a la forma de trabajar, vivir y consumir previa a la pandemia. La transformación estructural habida en las sociedades y las economías ha sido rápida y de gran calado, y como motores del cambio hay tendencias imparables, como la digitalización y la descarbonización.

Incluso antes de que 2021 tocase a su fin, los inversores ya habían empezado a ajustar las ponderaciones de determinados sectores y activos a la "vida después del COVID-19". Desde entonces, el rápido aumento de la incertidumbre y la volatilidad en 2022 en medio de unos mercados erráticos y tensiones geopolíticas ha hecho que identificar fuentes estables y diversificadas de rentabilidad sea más urgente que nunca.

A dicho fin, los responsables de asignar activos pueden considerar un enfoque diferente: en lugar de centrarse en fuerzas incontrolables —desde la inflación y los precios de las materias primas, a los tipos de interés y la tensión geopolítica— quizá sea mejor tratar de buscar una combinación adecuada de exposiciones a renta variable y renta fija con potencial de generar rentabilidad a largo plazo.

La clave para ello son unas estrategias que se centren en identificar empresas con potencial de explotar una historia secular a largo plazo, basada en productos y servicios atractivos, diferenciados y creadores de valor para los clientes.

Más allá de tratar de evitar o predecir lo impredecible, creemos que un enfoque equilibrado podría ser la mejor apuesta para generar crecimiento durante muchos años.

Un enfoque de renta variable en varias capas

Actualmente, creemos que los temas a largo plazo fortalecidos por la pandemia serán los que impulsen el crecimiento económico en el futuro cercano. Entre dichos temas están las tecnologías avanzadas, donde hemos observado un giro significativo a aplicaciones tecnológicas basadas en la nube, y una transición hacia el software y las infraestructuras como servicio (SaaS e IaaS).

Las cambiantes preferencias de los consumidores son otro tema al que prestar atención. Los nuevos hábitos crean nueva demanda, y los clientes que han abrazado el comercio electrónico no volverán probablemente a los métodos antiguos. A su vez, esto debería seguir teniendo un impacto positivo en el gasto personal.

Más en general, el sector de consumo discrecional tiene potencial para experimentar un repunte. Si bien presenta uno de los peores comportamientos en este comienzo de 2022 lastrado por la inflación rampante en los bienes básicos y las materias primas y por la incertidumbre geopolítica, las valoraciones de las empresas de crecimiento a largo plazo de mayor calidad parecen ahora atractivas.

A esto hay que añadir las buenas expectativas para el gasto en consumo. La sólida recuperación del empleo, y por tanto del crecimiento de los salarios, junto con el cuantioso ahorro acumulado en general durante la pandemia, podrían ayudar a este sector a capear los retos para la confianza del consumidor.

Los inversores que adapten sus carteras de renta variable a estas cambiantes tendencias podrían beneficiarse de una menor volatilidad sin sacrificar rentabilidad, gracias a su exposición a negocios de probada solidez y con capacidad de generar flujos de caja y aprovechar los momentos de debilidad del mercado para mejorar su posición competitiva.

En esta línea, sectores como el financiero y la energía presentan riesgos potenciales a largo plazo por las dificultades para mantener su crecimiento de volumen en el negocio core y orgánico, combinado con los obstáculos macroeconómicos.

Reducción del riesgo en la deuda

El COVID-19 también ha tenido un notable impacto en la renta fija. Por ejemplo, la contracción de los diferenciales tras la pandemia volvió menos atractiva la remuneración obtenida por la exposición al riesgo crediticio a comienzos de año, pese a unos fundamentales positivos. Aunque los diferenciales se han ampliado a lo largo del primer trimestre, consideramos prudente para los inversores reforzar su exposición a deuda pública reduciendo al mismo tiempo el riesgo global de crédito.

Una cosa son los riesgos conocidos y otra, quizá más preocupante, es el impacto de los riesgos no conocidos. Lamentablemente, estos últimos están creciendo; nadie pudo haber pronosticado la invasión de Ucrania. Y el conflicto Rusia/Ucrania ha complicado la tarea de la Reserva Federal de EE.UU. (Fed), ya difícil de por sí, de articular un aterrizaje suave en la economía estadounidense.

Creemos que estos riesgos justifican un enfoque más prudente hacia los productos de diferenciales. Los activos de titulización respaldados por hipotecas residenciales de alta calidad son un área que podría ofrecer atractivo. En cuanto al crédito corporativo, si bien aún restan oportunidades atractivas en los segmentos con calificaciones más altas del universo sin categoría de inversión, es decir, bonos BB —sobre la premisa de que un número considerable de estas empresas conocidas como “estrellas ascendentes” podría ser revisado al alza hasta el estatus investment grade durante 2023—, el incierto entorno sugiere que subir un escalón en la calidad puede ser lo prudente.

Observando los sectores con un horizonte a largo plazo, el financiero —en especial, los bancos— también presentan atractivo. Los diferenciales se han ampliado con respecto a otros sectores del mercado corporativo, y dada la vigorosa actividad de emisiones, el reposicionamento es ahora posible.

Además, los inversores en renta fija deberían verse atraídos por el hecho de que los bancos estén limitados en cuanto a las actividades que pueden ejercer para impulsar su crecimiento, ya que ello limita su riesgo de crédito.

Buscando el equilibrio

Desde una perspectiva general, con un entorno macroeconómico complicado y la hipótesis de un conflicto duradero en Ucrania, creemos que los problemas en las cadenas de suministro y los elevados precios de las materias primas podrían seguir pesando como una losa en la rentabilidad de mercado.

Esto subraya la importancia de la flexibilidad al ajustar la asignación de activos a lo largo del tiempo en función de los riesgos y oportunidades en las diferentes clases de activos dependiendo de las condiciones de mercado. Para hacer esto eficazmente se requiere integración entre equipos, comunicación constante y ajustes dinámicos en cada asignación de la cartera, así como en la mezcla general entre renta variable y renta fija.

Esto último se basa en unas asignaciones que garanticen la diversificación, no solo entre los diversos instrumentos de renta fija, sino también equilibrando acciones con negocios estables bajo múltiples escenarios económicos con otras empresas más cíclicas que puedan beneficiarse de fases de recuperación económica cuando esta se produzca.

 

Columna de Greg Wilensky, director de renta fija estadounidense, y Jeremiah Buckley, gestor de carteras y responsable de la gestión compartida de las estrategias US Growth & Income y Balanced en Janus Henderson Investors.

 

 

Accede a través de este enlace al documento  "Miedo frente Optimismo", elaborado por el equipo de Construcción y estrategia de carteras de Janus Henderson, sobre cómo encontrar el equilibro adecuado con los fondos mixtos.

 

Información importante: 

Los puntos de vista que aquí figuran corresponden a la fecha de publicación. Se ofrecen exclusivamente con fines informativos y no deben considerarse ni utilizarse como asesoramiento de inversión, jurídico o fiscal ni como oferta de venta, solicitud de una oferta de compra o recomendación para comprar, vender o mantener ningún valor, estrategia de inversión o sector de mercado. Nada de lo incluido en el presente material debe considerarse una prestación directa o indirecta de servicios de gestión de inversión específicos para los requisitos de ningún cliente. Las opiniones y los ejemplos se ofrecen a efectos ilustrativos de temas más generales, no son indicativos de ninguna intención de operar, pueden variar y podrían no reflejar los puntos de vista de otros miembros de la organización. No se pretende indicar o dar a entender que cualquier ilustración/ejemplo mencionado forma parte o formó parte en algún momento de ninguna cartera. Las previsiones no pueden garantizarse y no es seguro que la información proporcionada sea completa o puntual, ni hay garantía con respecto a los resultados que se obtengan de su uso. A no ser que se indique lo contrario, Janus Henderson Investors es la fuente de los datos y confía razonablemente en la información y los datos facilitados por terceros.La rentabilidad histórica no predice las rentabilidades futuras. La inversión conlleva riesgo, incluida la posible pérdida de capital y la fluctuación del valor.
 

No todos los productos o servicios están disponibles en todas las jurisdicciones. El presente material o la información contenida en él podrían estar restringidos por ley y no podrán reproducirse ni mencionarse sin autorización expresa por escrito, ni utilizarse en ninguna jurisdicción o en circunstancias en que su uso resulte ilícito. Janus Henderson no es responsable de cualquier distribución ilícita del presente material a terceros, en parte o su totalidad. El contenido de este material no ha sido aprobado ni respaldado por ningún organismo regulador.
 
Janus Henderson Investors es el nombre bajo el cual las entidades que se indican ofrecen productos y servicios de inversión en las siguientes jurisdicciones: (a) En Europa, Janus Henderson Investors International Limited (n.º de registro 3594615), Janus Henderson Investors UK Limited (n.º de registro 906355), Janus Henderson Fund Management UK Limited (n.º de registro 2678531), Henderson Equity Partners Limited (n.º de registro 2606646), (cada una de ellas registrada en Inglaterra y Gales en 201 Bishopsgate, Londres EC2M 3AE y regulada por la Autoridad de Conducta Financiera) y Henderson Management S.A. (n.º de registro B22848, en 2 Rue de Bitbourg, L-1273, Luxemburgo y regulada por la Commission de Surveillance du Secteur Financier) ofrecen productos y servicios de inversión; (b) En EE. UU., los asesores de inversión registrados ante la SEC filiales de Janus Henderson Group plc; (c) En Canadá, a través de Janus Henderson Investors US LLC, solo para inversores institucionales de determinadas jurisdicciones; (d) En Singapur, Janus Henderson Investors (Singapore) Limited (número de registro de la sociedad: 199700782N). Este anuncio o publicación no ha sido revisado por la Autoridad Monetaria de Singapur; (e) En Hong Kong, Janus Henderson Investors Hong Kong Limited. Este material no ha sido revisado por la Comisión de Valores y Futuros de Hong Kong («SFC»); (f) En Taiwán (República de China), Janus Henderson Investors Taiwan Limited (con funcionamiento independiente), Suite 45 A-1, Taipei 101 Tower, No. 7, Sec. 5, Xin Yi Road, Taipéi (110). Tel.: (02) 8101-1001. Número de licencia SICE autorizada 023, emitida en 2018 por la Comisión de Supervisión Financiera; «(g) En Corea del Sur, Janus Henderson Investors Limited (Singapur), exclusivamente para Inversores profesionales cualificados (según se definen en la Ley de servicios de inversión financiera y mercados de capitales y sus subreglamentos); (h) En Japón, Janus Henderson Investors (Japan) Limited, regulada por la Agencia de Servicios Financieros y registrada como Entidad de servicios financieros que realiza actividades de gestión de inversión, asesoramiento de inversión y actividad de agencia y actividades de instrumentos financieros de tipo II; (i) En Australia y Nueva Zelanda, por Janus Henderson Investors (Australia) Limited ABN 47 124 279 518 y sus entidades relacionadas, incluida Janus Henderson Investors (Australia) Institutional Funds Management Limited (ABN 16 165 119 531, AFSL 444266) y Janus Henderson Investors (Australia) Funds Management Limited (ABN 43 164 177 244, AFSL 444268); (j) En Oriente Medio, Janus Henderson Investors International Limited, regulada por la Autoridad de Servicios Financieros de Dubái como Oficina de representación. No se realizarán transacciones en Oriente Medio y cualquier consulta deberá dirigirse a Janus Henderson. Las llamadas telefónicas podrán ser grabadas para nuestra mutua protección, para mejorar el servicio al cliente y a efectos de mantenimiento de registros reglamentario.

 

Fuera de EE. UU: Para uso exclusivo de inversores institucionales, profesionales, cualificados y sofisticados, distribuidores cualificados, inversores y clientes comerciales, según se definen en la jurisdicción aplicable. Prohibida su visualización o distribución al público. Comunicación Publicitaria.


Janus Henderson, Knowledge Shared y Knowledge Labs son marcas comerciales de Janus Henderson Group plc o una de sus filiales. © Janus Henderson Group plc.

 

 

 

 

Acerca de Jeremiah Buckley

Jeremiah Buckley es gestor de cartera en Janus Henderson Investors, responsable de la gestión compartida de las estrategias US Growth & Income y Balanced. También es gestor de carteras adjunto de la estrategia US Opportunistic Growth. Jeremiah se incorporó a Janus en 1998 como analista de investigación, encargado de los sectores de consumo, industria, finanzas, medios de comunicación, software y telecomunicaciones. Fue director del sector de consumo de Janus durante 10 años antes de incorporarse a la gestión de carteras a tiempo completo.

Acerca de Greg Wilensky

Greg Wilensky es director de renta fija estadounidense y gestor de carteras en Janus Henderson Investors, puesto que ocupa desde 2020. También es responsable de la gestión conjunta de las estrategias Core Plus y Short Duration, y gestiona conjuntamente el componente de renta fija de la estrategia Balanced, todo ello desde 2020.

menu