Última actualización: 06:32 / Martes, 16 Junio 2015
En un comunicado conjunto

La labor de las EAFIs al asesorar fondos y sicavs no es una gestión encubierta, defienden desde EAF y Aseafi

Imagen
La labor de las EAFIs al asesorar fondos y sicavs no es una gestión encubierta, defienden desde EAF y Aseafi
  • “No cabe gestión encubierta alguna cuando una EAFI asesora a una IIC, puesto que las decisiones de ejecutar las recomendaciones del asesor corresponden exclusivamente a la sociedad gestora”
  • “La posible existencia de personas o entidades implicadas de forma indebida o ilegal en la gestión de IIC es completamente ajena a las EAFIs”
  • Recuerdan las limitaciones: las EAFIs no pueden gestionar y tampoco tener agentes
  • Luchan contra el intrusismo y advierten de que “cualquier deterioro que pueda sufrir la imagen de estas entidades puede suponer un problema para el crecimiento y la desprotección real de muchos inversores”

El Consejo General de Economistas (y su órgano dedicado a las EAFIs, EAF) y la Asociación Española de Empresas de Asesoramiento Financiero (Aseafi) quieren clarificar cuál es la actividad de las EAFIs, sobre todo en lo que se refiere a su labor al frente de algunas IICs, es decir, fondos de inversión y sicavs, algo cada vez más común. Por eso, han lanzado un comunicado sobre la actividad de las EAFIs en el que hacen hincapié en que su labor es exclusivamente de asesoramiento, y rechazan que se trate de una gestión encubierta.

“Las EAFIs tienen como actividad principal el asesoramiento financiero en materia de inversión, tanto a personas físicas como jurídicas, incluyendo instituciones de inversión colectiva (IIC) tales como fondos de inversión y sicavs”, dicen. Y aseguran que la responsabilidad de gestión es exclusivamente de la sociedad gestora: “No cabe “gestión encubierta” alguna cuando una EAFI asesora a una  IIC, puesto que las decisiones de ejecutar las recomendaciones recibidas del asesor corresponden exclusivamente a la sociedad gestora de Instituciones de Inversión Colectiva correspondiente”.

Algo de lo siempre se informa al inversor:El nombramiento de una EAFI como asesor de una IIC consta en el respectivo folleto y en el documento de Datos Fundamentales para el Inversor (DFI/KIID) de la IIC, como es preceptivo de acuerdo con ley 35/2003 aplicable a este tipo de instituciones”.

Es más, en su comunicado explican que “la posible existencia de personas o entidades implicadas de forma indebida o ilegal en la gestión de IIC es completamente ajena a las EAFI”, cuya única actividad principal por ley se limita al asesoramiento en materia de inversión. “Por asesoramiento financiero en materia de inversión se entiende la emisión de recomendaciones ajustadas a la idoneidad, al máximo nivel de concreción: clase y nombre del activo financiero, identificador (ISIN), acción a efectuar, etc.”, aseguran.

Y recuerdan las limitaciones: las EAFIs no pueden gestionar y tampoco tener agentes. “Las EAFIs no están autorizadas a la gestión discrecional de carteras ni de IIC, a diferencia de otras ESI que sí pueden hacerlo de acuerdo con su programa de actividades”, dice el comunicado. “Las EAFIs no pueden designar agentes o representantes al no tenerlo permitido por ley, a diferencia de otras ESI. Por lo tanto, nadie puede ejercer la actividad de asesoramiento en nombre de una EAFI, puesto que es indelegable y debe ser ejercida necesariamente por el personal de la EAFI”, añaden.

Actividad regulada

Ambas asociaciones recuerdan que las EAFIs son una actividad regulada que se realiza bajo supervisión de la CNMV: “Las EAFIs son Empresas de Servicios de Inversión (ESI), cuyas reglas de autorización, constitución, funcionamiento y actividad se encuentran reguladas por la Ley 24/1988 del Mercado de Valores y disposiciones legales complementarias. Del mismo modo, el ejercicio del asesoramiento financiero de forma habitual y remunerada no puede ejercerse sin tener la autorización de la CNMV mediante la constitución de cualquier tipo de ESI, incluida la EAFI. Asesorar sin tener autorización es un incumplimiento muy grave de la Ley de Mercado de Valores”.

De ahí su lucha contra el intrusismo: “En el caso de tener constancia, ponemos en conocimiento de la CNMV, para su posible investigación y sanción, todas aquellas personas y entidades que realicen labores de asesoramiento financiero sin tener la debida autorización ni habilitación legal cuando interfieren la labor de alguno de sus miembros, que necesariamente cumplen con todos los requisitos legales para ejercer dicha actividad. Lamentablemente, desde ambas instituciones constatamos un elevado nivel de intrusismo en el sector del asesoramiento financiero, circunstancia que venimos denunciando y seguiremos haciendo en defensa del inversor y del profesional, la EAFI, que cumple con la legalidad”.

Desde ambos organismos se declaran “firmes en la defensa del buen hacer de las EAFI” y para “no tolerar ninguna insinuación que incite a dudar de su actuación, ceñida estrictamente a la actividad que les ha sido autorizada”. “Cualquier deterioro que pueda sufrir la imagen de estas entidades o de su labor puede suponer un problema para el crecimiento y consolidación de este incipiente sector y la desprotección real de muchos inversores”, advierten.

En España hay 147 Empresas de Asesoramiento Financiero (EAFI) autorizadas y supervisadas por la Comisión Nacional del Mercado de Valores. El sector asesora de forma independiente un patrimonio financiero de más de 21.000 millones de euros, donde se prima la seguridad, formación e información de los inversores. Entre Economistas Asesores Financieros (EAF), órgano perteneciente al Consejo General de Economistas, y Aseafi, representan a más del 90% de las 147 EAFIs registradas en el correspondiente registro de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

menu
menu