Última actualización: 07:54 / Viernes, 18 Septiembre 2020
La nueva CaixaBank: así será el mayor banco de España

Los Consejos de CaixaBank y Bankia aprueban la creación de una entidad que tendrá un 29% de cuota en productos de ahorro a largo plazo

Imagen
  • La nueva entidad, que mantendrá la marca CaixaBank, superará los 664.000 millones en activos y los 16.000 de capitalización bursátil
  • Tendrá una cuota en créditos y depósitos del 25% y 24%, respectivamente, y del 29% en productos de ahorro a largo plazo (seguros de ahorro, fondos y planes de pensiones)
  • Calculan ingresar 290 millones: 215 se corresponderían a las sinergias adicionales estimadas por la extensión de la oferta de soluciones de ahorro y protección, y 75 por la integración del negocio de seguros de vida de Bankia
  • El nuevo grupo tendrá que renegociar sus alianzas de seguros porque se producirá una situación de incompatibilidad
  • Los accionistas de CaixaBank representarán, inicialmente, el 74,2% del capital de la nueva entidad, y los de Bankia, el 25,8%
  • José Ignacio Goirigolzarri será el presidente ejecutivo de la entidad, mientras que Gonzalo Gortázar ocupará el cargo de consejero delegado

Luz verde para la creación del mayor banco de España: ayer por la tarde, los Consejos de Administración de CaixaBank y Bankia aprobaban su proyecto de fusión por absorción (absorción de Bankia por parte de CaixaBank), consistente en una ecuación de canje de 0,6845 acciones ordinarias nuevas de CaixaBank por cada acción de Bankia. Esta operación supone la creación del mayor banco del sistema financiero español, con “una presencia territorial muy equilibrada y con los recursos y la capacidad para afrontar los retos del sector”, explican en un comunicado.

La nueva entidad, que mantendrá la marca CaixaBank y tendrá sede social en Valencia -con una doble sede operativa, en Barcelona y Madrid-, “nace con el objetivo de aportar valor a los clientes, mejorar la rentabilidad para los accionistas y seguir apoyando la recuperación económica de España”. No obstante, aún faltan pasos por dar: una vez completado el proceso de due diligence por ambas entidades y aprobado el proyecto de fusión por parte de los Consejos de Administración, se requiere la aprobación por parte de ambos Consejos de los informes de fusión, así como de las Juntas Generales de Accionistas, cuya celebración estaría prevista para el mes de noviembre. En concreto, se espera cerrar la operación durante el primer trimestre de 2021, una vez recibidas también todas las autorizaciones regulatorias pertinentes (Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia, la no oposición por parte de la Dirección General de Seguros y Fondos de Pensiones, la CNMV y el Banco de España a la adquisición por CaixaBank de participaciones significativas en sociedades sujetas a su supervisión).

El banco líder en ahorro a largo plazo

La entidad combinada superará los 664.000 millones en activos totales, un volumen que le convertirá en el banco de mayor tamaño del mercado doméstico, con una posición relevante a nivel europeo, y una capitalización bursátil superior a los 16.000 millones de euros. El nuevo grupo refuerza su liderazgo en banca retail en España, con más de 20 millones de clientes y la primera posición en la cuota de mercado de todos los productos clave: depósitos (24%), créditos (25%) y ahorro largo plazo (29%), que incluye los seguros de ahorro, los fondos de inversión y los planes de pensiones.

t3

El sector financiero español y europeo vivimos un momento de grandes retos estratégicos”, dijo José Ignacio Goirigolzarri, actual presidente de Bankia, en rueda de prensa celebrada esta mañana en la sede social de CaixaBank, en Valencia, resumiendo esos retos en tres: el impacto de la revolución tecnológica con el cambio de hábitos de los clientes y con nuevos competidores, que obliga a grandes inversiones a las entidades financieras para seguir las innovaciones tecnológicas; un contexto de baja rentabilidad relacionada con los bajos tipos de interés, que van a continuar; y la crisis derivada del COVID, que va a afectar al entorno económico y social y a los estados financieros de los bancos.“Estamos en un momento de disrupción, y en esos momentos hay oportunidades. Hay que reaccionar y la anticipación tiene mucho valor, porque mejora tu opcionalidad y puedes realizar el proceso de cambio desde una posición de mayor fortaleza, añadió.

Un proyecto con tres características, dijo: tamaño crítico, robustez financiera y rentabilidad sostenible. Y también destacó la importancia de buscar una pareja con valores compartidos, para reducir riesgos de implementación. Esta propuesta cumple todas las condiciones mencionadas: es un proyecto con una gran masa crítica, pasamos a ser el líder doméstico del mercado español, con entre un 24%-25% en crédito y depósitos, y eso compara bien con las cuotas de otros grandes bancos europeos, explicó (ver tabla).

t1

Y también líder en productos de ahorro a largo plazo. De hecho, Goirigolzarri destaca la capacidad que tendrá la entidad, con un 29% de cuota en este ámbito, de generar ingresos con productos de ahorro de valor añadido, como por ejemplo, los fondos de inversión: Tenemos la capacidad de generar nuevos ingresos, 290 millones de euros al año antes de impuestos teniendo en cuenta que la nueva entidad será líder de productos de ahorro e inversiones y seguros y para eso nos damos un periodo de unos cinco años, indicó.

En este mismo sentido se pronunció también Gonzalo Gortázar, consejero delegado de CaixaBank: “Los productos de ahorro a largo plazo (la suma de seguros de vida, fondos de inversión y fondos de pensiones) es la parte del ahorro que más valor añadido tiene para nuestros clientes y una muestra del acierto que hemos tenido en este aspecto”. En concreto, de esos 290 millones que se espera ingresar, 215 se corresponderían a las sinergias adicionales estimadas por la extensión de la oferta de soluciones de ahorro y protección, y 75 por la integración del negocio de seguros de vida de Bankia.

Gortázar también explicó, a la hora de hablar de su oferta de productos y servicios, que VidaCaixa será el gran pilar para crear valor en seguros de vida y pensiones, y que el nuevo grupo tendrá que renegociar sus alianzas de seguros porque se producirá una situación de incompatibilidad entre unos y otros. “Esperamos que el grupo Caixa tenga como socio los seguros de vida a VidaCaixa y acabaremos con la propiedad de alianzas de seguros, así podremos conseguir mejores resultados”, dijo.

Las entidades estiman un ahorro de costes de 770 millones de euros al año y una mejora de la ratio de eficiencia del 47,9%.

t2

Fondos y pensiones

Según los últimos datos provisionales de Inverco a finales de agosto, la fusión aumentará la distancia de la primera gestora de activos por volumen (CaixaBank AM), con respecto a sus competidores: de la suma de los 46.700 millones que tiene ahora CaixaBank AM, con los 19.700 de Bankia Fondos, daría lugar a una entidad gestora con más de 66.400 millones de euros, muy por delante de los 43.600 de Santander AM (tras fusionar la gestora del Popular) o de los 38.000 de BBVA AM. La nueva gestora tendría una cuota del 25% de todo el mercado de fondos nacionales, que suma 262.000 millones tras el crecimiento vivido en el mes de agosto.

En pensiones, el nuevo grupo sumaría más de 37.000 millones de euros, juntando los 29.059 millones de VidaCaixa a los 7.980 de Bankia Pensiones, según los últimos datos de Inverco de finales de junio.

Sumando IICs y pensiones, el nuevo grupo tendría un volumen en estos negocios cercano a 104.000 millones, superando en mucho al segundo de la lista, BBVA, con casi 62.000 millones acumulados entre su negocio de IICs y fondos de pensiones.

La red

Sobre sus capacidades de distribución, la entidad alcanza una presencia geográfica equilibrada y diversificada, con la red de oficinas más extensa y especializada del sector. Y la voluntad de mantener la cercanía al territorio y la inclusión financiera que CaixaBank y Bankia siempre han demostrado. La entidad combinada tendrá presencia en alrededor de 2.200 municipios, y en 290 será la única entidad con representación. La capilaridad de la red junto con las capacidades digitales –con 10 millones de clientes digitales en España– permitirán seguir mejorando la experiencia del cliente.

La ecuación de canje

El proyecto sigue adelante después de que los Consejos de Administración de ambos bancos aprobaran ayer la ecuación de canje de 0,6845 acciones ordinarias nuevas de CaixaBank por cada acción de Bankia. El precio pactado incluye una prima del 20% sobre la ecuación de canje a cierre del 3 de septiembre, antes de la comunicación al mercado de la existencia de negociaciones sobre la operación. Además, supone una prima del 28% sobre la media de ecuaciones de canje de los últimos tres meses.

El canje establecido supone que los accionistas de CaixaBank representarán, inicialmente, el 74,2% del capital de la nueva entidad, y los de Bankia, el 25,8%. CriteriaCaixa, entidad controlada al 100% por la Fundación Bancaria “la Caixa”, se mantendrá como accionista de referencia de CaixaBank con alrededor del 30% del accionariado, mientras que el FROB alcanzará el 16,1%. La estructura accionarial de la entidad combinada se completa con un 54% de free float (acciones cotizadas en el mercado de valores), el 37% corresponde a inversores institucionales y el 17%, al mercado minorista.

Morgan Stanley y Rothschild, asesores financieros de CaixaBank y Bankia, respectivamente, emitieron ayer sendas opiniones de razonabilidad (fairness opinion) en las que concluyeron que el tipo de canje propuesto es razonable desde un punto de vista financiero y en las condiciones actuales de mercado.

Los cargos

La entidad combinada resultante de la fusión estará presidida por José Ignacio Goirigolzarri, actual presidente de Bankia, una vez sea designado por el nuevo Consejo de Administración de CaixaBank. El presidente, que tendrá la condición de ejecutivo, será responsable de las áreas de Secretaría del Consejo, Comunicación Externa, Relaciones Institucionales y Auditoría Interna (sin perjuicio de mantener la dependencia de esta área de la Comisión de Auditoría y Control). El actual consejero delegado, Gonzalo Gortázar, será el primer ejecutivo de CaixaBank, con reporte directo al Consejo de Administración, teniendo la responsabilidad sobre todas las áreas no comprendidas en el párrafo anterior, y presidiendo a su vez el Comité de Dirección.

El Consejo de Administración estará formado por 15 miembros, de los que un 60% serán independientes. La representación de mujeres alcanza el 33%.

José Ignacio Goirigolzarri ha destacado que “con esta operación conformamos la primera franquicia española en un momento en el que es más necesario que nunca crear entidades con tamaño crítico, contribuyendo así a apoyar las necesidades de familias y empresas, y a reforzar la solidez del sistema financiero. La nueva entidad continuará desarrollando las mejores prácticas de gobierno corporativo”.

Por su parte, Gonzalo Gortázar ha subrayado que “la fusión nos permitirá afrontar los desafíos de los próximos 10 años con mayor escala, fortaleza financiera y rentabilidad, lo que redundará en mayor valor para nuestros accionistas, en más oportunidades para nuestros empleados, en un mejor servicio a nuestros clientes y en una mayor capacidad para apoyar la recuperación económica en España”.

Una oportunidad

Aunque las bolsas reaccionaban con timidez a la noticia (después de dos semanas de subidas pues, desde el cierre de la sesión del 3 de septiembre, Bankia ha subido un 39%, mientras que Caixabank ha repuntado un 13%), los expertos creen que la nueva entidad puede ser una buena oportunidad de inversión: Las diversas sinergias derivadas de la fusión hacen que sea una operación atractiva para los inversores y una oportunidad buena de comprar con vista al medio plazo. La operación supondrá un ahorro anual de costes de 770 millones de euros, y elevará el beneficio por acción un 28% respecto a las estimaciones de mercado para 2022. La cuota de mercado superará el 25% del total y la nueva entidad será la mayor del país con un volumen de activos de 664.000 millones de euros, 6.700 sucursales y una plantilla de 51.500 empleados, explica Ismael de la Cruz, analista de Investing.com.
 

menu
menu