Última actualización: 06:29 / Jueves, 3 Febrero 2022
Informe de Allianz GI

Los dividendos europeos crecerán hasta los 410.000 millones de euros en 2022

Imagen
  • Se espera un aumento adicional en los dividendos totales de alrededor del 8%, hasta alrededor de 410.000 millones de euros para 2022
  • Pese al frenazo de los dividendos durante la pandemia, las empresas que pagaron dividendos pudieron y estuvieron dispuestas a ofrecer más a sus accionistas después de la exigua cifra del año anterior a causa de la crisis sanitaria
  • En el período de 1976 hasta finales de 2021, alrededor del 34% de los rendimientos totales de las acciones aquí fueron atribuibles a los dividendos

Los inversores de renta variable europea pueden esperar una lluvia de dividendos en 2022, según indica el informe Allianz Global Investors Dividend Study 2022. Entre las conclusiones que arroja el documento destaca que en Europa la cultura de dividendos es particularmente fuerte, en comparación con EE.UU. y Asia.

En sus conclusiones señala que tras la caída en los pagos de dividendos relacionada con la crisis del coronavirus en 2020, las empresas del índice de renta variable europea MSCI Europe aumentaron sus pagos de nuevo el año pasado en alrededor de un tercio, hasta alcanzar una cifra récord de 378.000 millones de euros. Además, es probable que esta tendencia se dé nuevamente en 2022, ya que se espera un aumento adicional en los dividendos totales de alrededor del 8%, hasta alrededor de 410.000 millones de euros para 2022.

“De manera diferente al panorama económico general, los pagos de dividendos en 2021 mostraron un desarrollo pronunciado en forma de V. Con alrededor de 378.000 millones de euros, los dividendos en 2021 volvieron a la tendencia que se había mantenido hasta 2019. En 2022, es probable que continúen al alza, hasta alcanzar un nuevo nivel récord de alrededor de 410.000 millones de euros”, explica Jörg de Vries-Hippen, director de Inversiones de Renta Variable Europea en Allianz Global Investors

Gráfico Allianz 1

Según matiza el documento, en muchos países europeos, el número de empresas que pagaron dividendos fue ligeramente menor al de las que lo hicieron antes de la pandemia. Pero aclara que aquellas empresas que pagaron dividendos pudieron y estuvieron dispuestas a ofrecer más a sus accionistas después de la exigua cifra del año anterior a causa de la crisis sanitaria. “Esto refleja una vez más que la política de dividendos de muchas empresas tiene como objetivo pagos constantes, a veces incluso crecientes”, añade De Vries-Hippen.

gRÁFICO aLLIANZ 2

Para 2022, AllianzGI espera tasas de crecimiento de dos dígitos en los pagos de dividendos en los países europeos más grandes, como Alemania, Francia e Italia (con aumentos del 10 al 13 por ciento cada uno). En España, que ha sobrellevado relativamente bien las olas de la pandemia en los últimos meses, puede incluso subir entre un 15 y un 20 por ciento y en Gran Bretaña, por otro lado, es probable que el aumento de dividendos sea más modesto, con un promedio de alrededor del 4 por ciento. Según de Vries-Hippen, las continuas cargas sobre la economía británica relacionadas con el Brexit tienen algo que ver.

“Al igual que en el pasado, los dividendos contribuyeron de forma sustancial a la rentabilidad de la renta variable, especialmente en Europa”, reconoce Hans-Jörg Naumer, director de Global Capital Markets & Thematic Research y autor del AllianzGI Dividend Study 2022. Como resultado de la crisis del coronavirus, la rentabilidad por dividendo en Europa ha caído en los últimos dos años. Sin embargo, la cifra de alrededor del 2,5% en 2021, todavía era significativamente más alta que los rendimientos nominales de muchos valores del mercado de bonos. Los Bunds a 10 años, por ejemplo, mostraron un rendimiento negativo a lo largo del año pasado.

La importancia de los dividendos se vuelve aún más clara si miramos a largo plazo. En este sentido, Naumer señala: “Los dividendos otorgan estabilidad a muchas carteras, especialmente en años con evolución negativa en los precios, ya que pueden compensar las caídas en su totalidad o en parte. Según nuestros cálculos, la volatilidad media de las acciones de compañías que pagan dividendos es significativa y sistemáticamente inferior a la de las que no pagan; estamos hablando de una diferencia de más de 10 puntos porcentuales para el amplio mercado de renta variable europeo”.

Gráfico Allianz GI 3

En Europa, la cultura de dividendos es particularmente fuerte en comparación con EE.UU. y Asia. En el período de 1976 hasta finales de 2021, alrededor del 34% de los rendimientos totales de las acciones aquí fueron atribuibles a los dividendos. “Por lo tanto, los dividendos siguen siendo de gran importancia para los inversores”, resume Naumer y señala: “En una época cargada de disrupción (relacionada en este caso con la inteligencia artificial y la robótica, el crecimiento verde, el cambio climático y la pandemia), se puede confiar en los ingresos de capital a través de dividendos. Los dividendos muestran un grado de confiabilidad que es muy bienvenido en tiempos de cambio”.

Grafíco AllianzGI 4

 

menu