Última actualización: 12:42 / Martes, 25 Agosto 2020
Vontobel Wealth Management / AXA Investment Managers

Joe Biden traerá más consenso, pero más impuestos para EE.UU., coinciden analistas

Imagen
  • Un eventual triunfo de Biden puede dar lugar a una amplia reacción adversa del mercado, en anticipación a los planes de elevar los impuestos individuales y corporativos, así como los planes de desandar la desregulación que ha caracterizado los últimos cuatro años, dice David Page, Head of Macro Research Core Investments. Axa Investment Managers
  • Por otro lado, Sandrine Perret, economista senior de Vontobel Wealth Management dice que “los ingresos de las subidas de impuestos ayudarían a financiar un programa de infraestructura ecológica y apoyarían la ambición de EE.UU. de alcanzar cero emisiones netas de carbono para 2050”
  • Los analistas contemplan la posibilidad de que Trump pueda revertir las tendencias de cara al 3 de noviembre, sin embargo, una nueva encuesta de CBS News/YouGov pone a Biden por delante por un margen de 52% a 42% entre los votantes probables

Joe Biden fue nominado como candidato presidencial del Partido Demócrata de cara a las elecciones del 3 de noviembre y corre con ventaja en comparación con el presidente Donald Trump, que busca su reelección.

En ese sentido, varios analistas coinciden que la llegada de Biden a la Casa Blanca traerá una suba de impuestos tanto individuales como corporativos.

“Un eventual triunfo del candidato Joe Biden puede dar lugar a una amplia reacción adversa, en anticipación a los planes de elevar los impuestos individuales y corporativos, así como los planes de desandar la desregulación que ha caracterizado los últimos cuatro años”, dice el comunicado de David Page, Head of Macro Research Core Investments, Axa Investment Managers.

Además, Page aseguró que la incertidumbre gira en torno a si una administración Biden podría o no cumplir con la promesa de aumentar los impuestos de las empresas.

En caso de que eso suceda, la introducción de un impuesto mínimo alternativo basado en los ingresos contables también podría influir en la volatilidad de los beneficios, así como llevar a algunas empresas a pagar impuestos más altos, asegura Page.

Además, el aumento del impuesto internacional (GILTI) al 21% puede tener una resonancia particular para el sector tecnológico. Al mismo tiempo, los mercados pueden temer también una mayor regulación. 

Por último, una eventual administración demócrata parece estar preparada para impulsar la economía mientras se busca reequilibrar los beneficios entre el sector empresarial y el doméstico. Esto es algo que parece que va a pesar en los mercados, indica Page.

Una presidencia de Biden se encontraría inicialmente una respuesta cautelosa de los mercados. Sin embargo, no solo el resultado de la carrera presidencial será importante para los mercados.

Además, el mercado está preocupado por la posibilidad de que un Congreso dividido dé menos estímulo que uno unificado. Pero también podrían consolarse con la posibilidad de que un Congreso dividido podría limitar la implementación de cualquier agenda política, concluye Page.

Por otra parte, Sandrine Perret, economista senior de Vontobel Wealth Management dijo que estos aumentos desharían parcialmente los recortes de impuestos implementados por la administración de Trump, que dio alivio a los hogares y empresas de las clases más pudientes. 

Sin embargo, Perret dice que “los ingresos de las subidas de impuestos ayudarían a financiar un programa de infraestructura ecológica y apoyarían la ambición de EE.UU. de alcanzar cero emisiones netas de carbono para 2050”.

El aumento de los impuestos también fomentaría el desarrollo de un plan de recuperación, con financiación para el gobierno local y un seguro de desempleo para sostener la recuperación económica posterior a la crisis del COVID-19.

Por otro lado, las relaciones entre EE.UU. y China muestran otro aspecto que los inversores deben tener en cuenta. Biden está presionando por una estrategia menos agresiva de los trabajadores pro-americanos en cuanto a comercio.

“Mientras que Biden no va a dejar que China se salga con la suya, se espera que siga un enfoque más orientado al consenso. Esto no sólo afecta a la forma en que EE.UU. interactúa con China, sino también con otras naciones: es probable que Biden haga las paces con los aliados internacionales y trate de reestablecer la confianza”, lo que debería ayudar a reivindicar el papel de EE.UU. en el escenario mundial y a restaurar su liderazgo, asegura Perret.

De cara al futuro, la renta variable parece atractiva, a pesar de que los mercados se encuentran en sus máximos históricos

La opinión positiva sobre las renta variable anida en las esperanzas que rodean la recuperación económica y la postura ultra acomodaticia de los bancos centrales, proporcionando una amplia liquidez a los mercados.

“Esperamos que el próximo presidente de EE.UU. tenga más impacto en sectores de renta variable específicos que en activos de riesgo en general, lo que dependerá más de si el ganador se asegura el Congreso”, comenta Perret.

Todos los analistas contemplan la posibilidad de que Trump pueda revertir las tendencias de cara al 3 de noviembre.

Sin embargo, luego de la nominación oficial de los candidatos una nueva encuesta de CBS News/YouGov pone a Biden por delante por un margen de 52% a 42% entre los votantes probables, consigna la CNN.

menu