Última actualización: 12:41 / Miércoles, 19 de Junio de 2019
Análisis de VDOS

Inversión en hábitos de consumo de los millennials, con Goldman Sachs AM

Por Paula Mercado , Madrid

La generación conocida como millennials está llegando a la edad de máximos ingresos. Nacidos entre el comienzo de la década de los años 80 y finales de los 90, es la generación más populosa de la historia, estimándose que el poder adquisitivo agregado de esta generación, considerada globalmente, superará el de todas las generaciones anteriores. Más aún, en contraste con la esperada reducción de un 10% en el consumo de los 'Baby Boomers' (nacidos entre 1946 y 1964) en los próximos cinco años, se estima que los millennials incrementarán su consumo en un 15% en el mismo periodo. En base a estas previsiones, las compañías con exposición a este floreciente mercado serán las ganadoras de su sector.

Las prioridades de la también llamada 'Generación Y' o 'Generación del milenio' son diferentes a las de generaciones anteriores. Sus hábitos de compra han variado notablemente, facilitados por la innovación tecnológica, presentando una oportunidad secular de inversión significativa a largo plazo. Una oportunidad que la gestora Goldman Sachs AM ha sabido identificar y rentabilizar a través de su fondo Goldan Sachs Global Millennials Equity Portfolio que en su clase I de capitalización en dólares se revaloriza en el año un 24,79%.

La cartera del fondo invierte al menos dos tercios de su patrimonio neto en empresas domiciliadas en cualquier parte del mundo que, a juicio del asesor de inversiones, se vean beneficiadas por el comportamiento de la generación de los millennials. Es una cartera concentrada, que puede tener una exposición considerable a sectores específicos como los de tecnología y consumo. Toma como referencia para su gestión el índice MSCI All Country World Growth.

Con un estilo de inversión agnóstico, su enfoque puede describirse como temático bottom- up, analizando individualmente las compañías a incluir en la cartera, que suele tener entre 40 y 50 posiciones, sin limitaciones por sector o país.

La gestión del fondo corre a cargo de Jean-Christophe Labbé y Laura Destribats. El gestor principal es Jean-Christophe Labbé, responsable de supervisar el análisis y la gestión de la cartera de la estrategia de GSAM Global Millennials Equity. Es también gestor adjunto de las estrategias Global Equity Partners de GSAM y Global Equity Partners de ASG. Es el responsable del análisis del sector TMT (tecnologías de la información, medios y telecomunicaciones). Con anterioridad a su incorporación al Equipo Global de Renta Variable de GSAM en 2016, Jean- Christophe fue analista senior de Inversiones y responsable de la Gestión Global de Tecnología en ING Investment Management, tras haber formado parte de los equipos de análisis de tecnología global en Citigroup y Morgan Stanley. Fue vicepresidente de la Universidad de París en 1996 y es Máster en Finanzas por la École Supérieure de Commerce de París (ESCP).

El equipo gestor parte, para seleccionar las compañías a incluir en la cartera del fondo, de dos ideas básicas: que los millennials son nativos digitales y que sus prioridades son diferentes de las de las generaciones anteriores. Partiendo de estas dos ideas, el equipo gestor identifica empresas del sector tecnológico que sean o bien grandes disruptores – redes sociales, comercio electrónico o innovación industrial - o grandes facilitadores, como proveedores de conectividad, información en la nube o proveedores de datos. Desde el punto de vista del estilo de vida de los millennials, su radar identifica compañías fintech, de economía colaborativa y de sostenibilidad, dentro del sector servicios, y las que focalizan su actividad en experiencias, salud e imagen y dispositivos móviles que pueden llevarse puestos, en el segmento de productos.

Con estas premisas, el proceso inversor parte de un universo de más de 500 empresas, seleccionando compañías de calidad, que cotizan a un precio atractivo, con el objetivo final de maximizar el retorno ajustado por riesgo. El equipo gestor considera cualquier compañía que pueda tener exposición a la temática millennials, manteniendo un enfoque dinámico que les permite añadir o retirar acciones de acuerdo con la evolución de sus temas, clasificando cada acción por subsector temático y nivel de exposición.

Para identificar los negocios de mayor calidad, se hace una comprobación cruzada del universo global respecto a las acciones que forman ya parte de las carteras globales de renta variable fundamental de GSAM, ordenando la lista resultante en base a ratios como flujos de caja libre o retorno sobre capital invertido. En el siguiente paso, se analiza cada compañía desde una perspectiva bottom-up, trabajando con los analistas locales para el análisis de todas las áreas geográficas, revisándose la lista resultante regularmente para encontrar el punto de entrada óptimo.

Finalmente, se construye la cartera, asignándose el tamaño de las posiciones de acuerdo con el nivel de convicción y la exposición temática. La comunicación dentro del equipo gestor es fluida, manteniéndose una discusión informal constante, además de las conferencias semanales de los gestores de cartera. Para la gestión del riesgo, se generan informes de riesgos con periodicidad diaria para asegurarse de que cualquier riesgo imprevisto es minimizado.

La exposición a la temática millenials se clasifica en tres niveles. En el nivel alto se incluyen las 224 empresas que se están beneficiando directamente del impacto de los millennials, como la productora de eventos en vivo Live Nation o la A2 Milk Company, una compañía neozelandesa que certifica la leche de vaca que contiene la proteína β-caseína A2, que se cree que no genera intolerancia a la lactosa. En el nivel medio, las 266 compañías que se están adaptando con rapidez a las preferencias de los millennials; entre ellas, Disney o la también estadounidense Illumina, que desarrolla, fabrica y comercializa sistemas integrados para el análisis de variación genética y función biológica. En el nivel bajo, encontramos 44 empresas que están en las primeras fases de adaptación a los millennials, como el conglomerado mediático estadounidense Viacom y Brunswick, una consultora especializada en temas críticos de los negocios.

La cartera incluye actualmente entre sus mayores posiciones, acciones de Tencent (5,30%), Nextera Energy (4,10%), Electronic Arts (4,20%), Charter Communications (3,40%) y EDP Renovaveis (3%). Por sector, servicios de comunicación (33%), tecnologías de la información (23%), consumo discrecional (13%), salud (9%) y servicios públicos (7%) son los de mayor ponderación en la cartera. Por región, Norteamérica (59%), Europa (15%) y Japón (3%) representan los mayores pesos en mercados desarrollados, con Asia/Pacífico ex–Japón (19%) y Latinoamérica (1%) los de mayor presencia de mercados emergentes.

La evolución por rentabilidad del fondo lo sitúa en el primer quintil durante 2018 y 2019, batiendo al índice de su categoría durante 2015 y 2017. A tres años, registra un dato de volatilidad del 17,72% y del 18,40% en el último año, con una sharpe en este periodo de 1,22, siendo su tracking error, respecto al índice de su categoría VDOS, otros sectores, del 7,68%.

La suscripción de la clase I de acumulación en dólares de Goldan Sachs Global Millennials Equity Portfolio, dirigida al inversor institucional, requiere una aportación mínima inicial de un millón de dólares (aproximadamente 892.020 euros), aplicando a sus partícipes hasta un 0,75% de comisión fija. El fondo tiene también una clase E para el inversor minorista en euros, lanzada en octubre del pasado año, que requiere una aportación mínima de 1.500 euros y una comisión fija del 1,50%. Una de las características típicas de la inversión temática es que siempre se sabe en lo que se está invirtiendo. Pero esto no es así cuando el tema gira en torno a una característica demográfica; a medida que la población envejece sus prioridades de consumo cambian. Los avances tecnológicos permiten a las compañías innovar, con lo que las empresas que se benefician de este consumo pueden variar significativamente a lo largo del tiempo.

No se puede por tanto definir las empresas que mejor representarán la temática a lo largo del ciclo de vida de la generación millennial, por lo que es necesario identificar no sólo las compañías que pueden generar retornos hoy, sino también las mejor posicionadas para hacerlo en el futuro.

Una cartera de temática demográfica, aunque variará en su forma a lo largo del tiempo, incluirá siempre compañías que puedan innovar y adaptarse para mantenerse en el epicentro del consumo global, que vendrá determinado por la generación millennial durante las próximas décadas.

Los millennials son la mayor ola demográfica de la historia, por lo que a medida que se convierten en la principal fuente de riqueza y de consumo, el equipo gestor cree que sus características y preferencias distintivas pueden catalizar oportunidades de inversión atractivas.

La evolución por rentabilidad en los últimos tres años, respecto al resto de fondos de su categoría y a la volatilidad incurrida en el mismo periodo, hace a este fondo merecedor de la calificación cinco estrellas de VDOS.

Artículo de opinión de Paula Mercado, directora de Análisis de VDOS y quefondos.com.

0 Comentarios

Añadir nuevo comentario