Última actualización: 07:14 / Martes, 11 Enero 2022
Conflictos de interés

EFPA Europa pide armonizar la entrada en vigor de las normas técnicas con la obligación a los asesores de consultar a clientes sobre sostenibilidad

Imagen
  • La asociación solicitará que la obligación de preguntar a los clientes sobre sus preferencias de sostenibilidad coincida con la puesta en marcha de las normas técnicas regulatorias sobre informes de sostenibilidad corporativa (RTS), pospuesto hasta enero de 2023
  • EFPA Europa cree que este aplazamiento provocará que un asesor no pueda contar antes de 2023 con una base de datos vinculante, con respecto al cumplimiento de una empresa del mercado de capitales con los estándares ESG
  • EFPA y la Federación Europea de Asesores e Intermediarios Financieros (FECIF) defenderán su postura ante el Parlamento Europeo y la Comisión Europea, en base a un documento de respuesta a la consulta de la ESMA sobre aspectos relacionados con la protección de los minoristas

EFPA Europa ha solicitado a la Comisión Europea la coincidencia de la normativa que obliga a los profesionales del asesoramiento a preguntar a sus clientes sobre sus preferencias de sostenibilidad con la puesta en marcha de las normas técnicas reglamentarias (RTS), sobre informes de sostenibilidad corporativa, aplazada hasta enero de 2023. Asimismo, esta obligación también se aplicará a todos los intermediarios de productos de inversión en el ámbito asegurador.

Inicialmente, la normativa se aplicaría el 2 de agosto de 2022 conforme a una modificación de la normativa comunitaria MiFID II. Sin embargo, la Comisión Europea anunció su retraso hasta enero de 2023. EFPA considera que, en consonancia, debe aplazarse al menos medio año la obligación de consultar a los clientes sobre sus preferencias en sostenibilidad. De esta forma, se evitaría la brecha temporal en la que los profesionales tendrán el deber de consultar y asesorar en materia de inversiones sostenibles, sin que haya entrado en vigor la RTS que incluye los estándares que habrá que considerar.

“Estamos a favor de que se tenga en cuenta la cuestión de la sostenibilidad en el proceso de consulta. Sin embargo, nos preocupa mucho que, a partir del 2 de agosto de 2022, pueda surgir un problema de responsabilidad considerable para las empresas y los profesionales del asesoramiento, si no existe una base de datos vinculante que homogeneice los estándares de sostenibilidad, los profesionales tendrán complicado ofrecer recomendaciones en este ámbito”, detalla Josep Soler, consejero EFPA Europa y delegado ejecutivo de EFPA España.

Conflicto de interés para los profesionales

EFPA Europa cree que este aplazamiento provocará que un asesor no pueda contar antes de 2023 con una base de datos vinculante, con respecto al cumplimiento de una empresa del mercado de capitales con los estándares ESG, pese a que ya será responsable ante sus clientes por sus consejos en este ámbito y, en particular, su obligación a no recomendar productos que no satisfagan las preferencias de sostenibilidad del cliente.

La asociación, en unión con la Federación Europea de Asesores e Intermediarios Financieros (FECIF), defenderá esta postura ante el Parlamento Europeo y la Comisión Europea, en base a un documento de respuesta a la consulta de la ESMA sobre determinados aspectos relacionados con la protección de los inversores minoristas.

menu