Última actualización: 14:36 / Miércoles, 19 de Junio de 2019
Ahorro de costes

Oliver Wyman apuesta por la digitalización y las plataformas colaborativas para avanzar en la gestión de NPLs y reestructuraciones

Oliver Wyman apuesta por digitalización y plataformas colaborativas para avanzar en la gestión de NPLs y reestructuraciones
ColiN00B / Pixabay CC0 Public Domain
  • Según un estudio de la consultora, más de un tercio de los fondos de inversión prevén invertir en préstamos dudosos
  • El 54% de los encuestados considera claves las sinergias entre bancos y fondos de inversión para impulsar reestructuraciones corporativas
  • La solución a los NPLs en Europa requerirá de plataformas de colaboración entre agentes privados, fomento de la ‘innovación abierta’ y apoyo de los gobiernos como socios estratégicos
Por Funds Society, Madrid

Según los estudios ‘The non-performing loans jigsaw: pieces starting to fit’ y ‘The dawn of the new era in corporate restructuring’, elaborados por Oliver Wyman, el proceso para reducir la exposición de los non performing loans (NPLs) o préstamos dudosos desde el inicio de la crisis financiera ha sido notablemente más lento en Europa que en Estados Unidos y Japón.

A pesar de la evolución registrada, las tasas de morosidad siguen siendo elevadas en más de 10 países europeos. En este contexto, los expertos de Oliver Wyman prevén un punto de inflexión en la gestión de este tipo de activos, que pasará de una actividad de crisis a la gestión avanzada del ecosistema de NPLs.

En una primera oleada de respuesta a la crisis, los problemas empeoraron a medida que aumentaron los esfuerzos internos de los bancos para gestionar los préstamos dudosos. La acumulación de morosidad planteó una grave amenaza para la estabilidad financiera, los gobiernos intervinieron para restaurar la solvencia y la confianza en el sistema y las autoridades comenzaron a reconsiderar el marco regulatorio y de supervisión. En una segunda fase, los bancos mejoraron sus capacidades internas, a menudo desde compañías independientes, y comenzaron a externalizar servicios.

Durante estas dos fases, los bancos han gestionado hipotecas relativamente sencillas y homogéneas, así como créditos al consumo sin asegurar. Posteriormente, las entidades han tenido que afrontar créditos corporativos y de pymes más complejos, especialmente en mercados donde la morosidad se ha generado por una recesión general y no solo por la burbuja inmobiliaria.

Tercera etapa

Actualmente, las lecciones aprendidas tras la crisis, la madurez regulatoria y la mejora de las capacidades tecnológicas sitúan al sistema financiero europeo en una tercera etapa.

Según los informes de Oliver Wyman, esta evolución pasa por el intercambio de conocimiento entre entidades, el incremento de la venta y titulización de NPLs y el desarrollo de plataformas de reestructuración operadas por múltiples bancos. Estos procesos reducen los costes de gestión y facilitan la transferencia de estos créditos de los bancos a entidades más especializadas y capacitadas para asumir el capital y las cargas operativas.

Según Pablo Campos, managing partner de Oliver Wyman Iberia, “a pesar de que el entorno regulatorio y operativo de los NPLs ha mejorado, los retos a los que se enfrenta el sector financiero aún son significativos. Las soluciones lideradas desde el sector privado en forma de cooperación y alianzas, estandarización y transparencia de los datos y dotación de capacidades tecnológicas resultarán fundamentales a la hora de ofrecer una respuesta eficaz a esta nueva etapa”.

Bancos versus fondos de inversión

El entorno de los inversores en NPLs se está diversificando de forma creciente. En este sentido, una encuesta elaborada por la consultora muestra que más de un tercio de los fondos de inversión planean invertir en ellos. Sin embargo, su enfoque es diferente al adoptado por los bancos: mientras éstos tienden a minimizar el riesgo, los fondos de inversión, conscientes del tipo de activo, apuestan por una maximización del rendimiento.

Según el estudio, los fondos están más capacitados que los bancos para llevar a cabo reestructuraciones, en tanto que su disposición a aportar capital adicional o convertir préstamos en acciones es mayor. Además, están sujetos a menores requisitos regulatorios y procedimientos internos que dilatan la toma de decisiones. Por el contrario, los bancos cuentan con una red más sólida en los ecosistemas locales, disponen de relaciones de confianza con otros bancos y actores sociales como sindicatos o partidos políticos y su relación comercial con el deudor puede contribuir a generar consenso en el proceso de reestructuración.

La innovación y la colaboración

Bancos y fondos disponen, por tanto, de fortalezas complementarias y apuestan por evolucionar la gestión de NPLs para impulsar futuros procesos de reestructuración. De hecho, el 54% de los encuestados por Oliver Wyman, consideran que bancos y fondos serán igualmente importantes para impulsar reestructuraciones corporativas: ambos son igualmente capaces de comprender el negocio del deudor, evaluar la necesidad de acción y manejar la situación de crisis.

Esto sugiere, por tanto, que ambos pueden aportar sinergias y que existe una base sólida para la colaboración si ambas partes son capaces de establecer una plataforma efectiva para desarrollar un trabajo conjunto.

En consecuencia, de acuerdo con el informe, la solución al problema de los NPLs en Europa requerirá enfoques innovadores y de colaboración entre ambos actores, algunos de los cuales ya están empezando a aparecer:

  1. Un aumento de alianzas en el sector privado. Los bancos, como intermediarios financieros, pueden obtener importantes ventajas gracias a estructuras colaborativas y plataformas digitales del sector privado. Una mayor colaboración con terceros, aprovechando la experiencia en reestructuraciones, las capacidades de servicio y el acceso al capital, puede complementar las capacidades internas de los bancos, reduciendo costes y compartiendo riesgos. Además, puede facilitar o complementar las transacciones de NPLs, especialmente de créditos corporativos y de pymes que hayan sido menos atractivos para los inversores.
  2. Digitalización y plataformas de negocio. Las plataformas digitales están transformando la banca convencional y se extenderán al ámbito de losNPLs. Estas plataformas actuarán como un marketplace para activos comerciales, reuniendo a compradores y vendedores e integrando ventajas de las plataformas informativas junto a procesos de transacción estandarizados. Su implantación ahorrará costes de intermediación, facilitará las transacciones y las hará accesibles a una base mayor de bancos e inversores. En este contexto, se prevé un uso cada vez mayor de tecnología y herramientas digitales con el objetivo de mejorar capacidades para impulsar negocios de plataforma y apostar por la "innovación abierta" en la industria financiera.
  3. El Gobierno como un socio estratégico: A pesar de la importancia del sector privado en el entorno de los NPLs, el papel de los organismos públicos en la promoción de soluciones y la supervisión del ecosistema resulta fundamental. Para ello deberán actuar como facilitadores mediante la aplicación de reformas, impulsar el patrocinio de iniciativas privadas o invertir directamente en soluciones de NPLs en términos de mercado.
Portadas: 

0 Comentarios

Añadir nuevo comentario