Última actualización: 04:04 / Martes, 11 Mayo 2021
Para inversores cualificados

Avenue Investment Crypto comercializa el primer hedge fund en España basado en criptoactivos

Imagen
  • Martín Huete se une a la firma como responsable de Relaciones Institucionales
  • El fondo está estructurado en forma de hedge fund y gestionado por Arne Vaagen y Francisco Gordillo
  • Está destinado a inversores cualificados que busquen una exposición de largo plazo a los criptoactivos como una nueva clase de activos dentro de la inversión alternativa

Avenue Investment Crypto, una boutique especializada en inversiones alternativas, ha anunciado la comercialización en España, por primera vez, de un fondo de inversión basado en criptoactivos. Además, ha hecho público que Martín Huete se une a la firma como responsable de Relaciones Institucionales. 

Sobre este nuevo producto de inversión, la firma explica que está destinado exclusivamente a inversores cualificados y está estructurado en forma de hedge fund, registrado como sicav en Malta y supervisado por la Malta Financial Services Authority. La inversión mínima es de 100.000 euros y para poder acceder a él es necesario que el inversor acredite poseer unos activos con un valor igual o superior a 750.000 euros. Además, la moneda base del fondo es el euro y todos sus estados financieros son formulados en dicha divisa. La sicav no distribuye dividendos y todos los beneficios se acumulan en el net asset value (NAV).

El producto, creado en 2019, ha empezado ahora su fase de comercialización. Con este motivo, Avenue Investment Crypto ha incorporado su equipo a Martín Huete, que ocupará el cargo de responsable de Relaciones Institucionales. Según la firma, en una primera fase, la comercialización se centrará en el norte de Europa e Iberia (España y Portugal), para abordar en una segunda etapa la entrada en el resto de Europa y América Latina.

Hasta la fecha, el hedge fund ha captado 20 millones de euros y el objetivo es alcanzar un patrimonio de, al menos, 100 millones de euros durante el presente año, según indica la firma en su comunicado.  El fondo está gestionado por Arne Vaagen y Francisco Gordillo, dos profesionales con más de 25 años de experiencia en la industria de inversión y el sector de los criptoactivos. En 2020, la sicav registró una revalorización del 328,5%. Según indica la firma, el rendimiento alcanzado en el primer mes de 2021 fue del 68,16%.

El objetivo de Avenue Investment Crypto es comercializar este hedge fund entre selectores de fondos, fondos de pensiones, aseguradoras, banca privada, family offices e inversores particulares cualificados que “quieran participar de los criptoactivos sin invertir directamente y entiendan la naturaleza única de este mercado y sus riesgos”, explican desde la boutique.

En opinión de Arne Vaagen, co-fundador de Avenue Investment Crypto, “los criptoactivos son complejos, pero ofrecen las mejores oportunidades de inversión de los próximos 10 años. Las atractivas propiedades de la tecnología web3.0 se abrirán paso cada vez más en el mundo real, porque permiten soluciones de escalabilidad y coordinación que ofrecen importantes eficiencias en productividad, innovación y distribución de valor. Las redes descentralizadas son una mejora socioeconómica respecto a las soluciones actuales, mayoritariamente centralizadas y extractivas de valor”. 

Con una larga experiencia financiera, Vaagen co-fundó con Brummer & Partners en 1999 el hedge fund Futuris (Oslo, Noruega), con AUM por encima de los 1.300 millones de euros, que logró en 15 años un retorno superior al 480%, ganando el European Hedge Fund Of The Decade 2000-2009 award de HFR (Hedge Fund Research).

Por su parte, Francisco Gordillo, co-fundador, co-CIO y Head of Research de Avenue Investment Crypto, ha añadido: “Lo que proponemos al inversor es que se queden con una parcela del futuro; es como invertir en Wall Street en sus momentos fundacionales, tomar una posición en los cimientos del futuro”. Licenciado en gestión y administración de empresas, Gordillo ha trabajado en Rothschild Spain, ABN AMRO-Rothschild (Londres) y Credit Suisse First Boston (Londres), y está especializado en el sector cripto desde 2012, donde ha sido Principal de Lakeside Partners (Zug, Suiza), CEO interino de CV Labs (Zug, Suiza) y co-fundador de GeoDB (Londres, RU) entre otros. La vocación del hedge fund es de ‘Buy and Hold’, con un horizonte de largo plazo. El enfoque es temático y oportunista y cuenta con un Core Portfolio con una exposición total de entre el 40% y el 100% de la cartera, compuesto, a grandes rasgos, por inversiones en Ethereum, Bitcoin y otros activos relacionados con tecnologías descentralizadas disruptoras como DeFI con un gran potencial de crecimiento.

Criptoactivos: el comienzo del comienzo

En opinión de la firma de inversión, puede que ante las últimas noticias del mercado muchos piensen que “han llegado tarde a la fiesta”, pero “la verdad es que estamos al borde de la adopción mainstream, y el comienzo de la Web3.0”, explican.

“Los criptoactivos son una parte importante de la nueva revolución digital y se espera que adquieran un valor significativo en los próximos años. El objetivo del fondo es capturar valor a través de inversiones en esta clase de activos que pueden ofrecer un alto crecimiento”, argumenta. Desde la boutique se destaca cómo los criptoactivos han alcanzado un valor de mercado de 1,5 billones de dólares en apenas 10 años y están siendo adoptados por grandes corporaciones y carteras de inversión.

“Los criptoactivos se pueden considerar como una nueva clase de activos dentro de las inversiones alternativas. El público conoce bitcoin y puede que haya oído hablar de ethereum, pero por debajo hay miles de opciones de inversión. Para tomar una posición con fundamento en este nuevo mundo, se necesita un análisis muy sólido y esa es la clave: filosofía buy and hold; estudio profundo de todos los protocolos y análisis fundamental”, añade Martin Huete. 

“El mundo va en esta dirección, los criptoactivos están cada vez más presentes en nuestro día a día y estamos al comienzo de una oportunidad histórica, pero para recorrerla con seguridad y sin riesgos, los inversores van a necesitar alguien que los guíe”, concluye Gordillo.

menu