Última actualización: 14:28 / Martes, 31 Marzo 2020
Industria uruguaya offshore

Deuda argentina, la recuperación de la renta fija, el final de la crisis: el análisis de Miguel Sulichin, CEO de Advise

Imagen
  • "Insistimos en que esta no es una crisis crediticia, y la renta fija de calidad irá volviendo poco a poco"
  • “Tengo la impresión de que será una recuperación en U y no en V como sucedió en 2008. Aquí amplica la parábola del desierto, es decir, cuánta agua se tiene en reserva para pasar este momento”
  • “Argentina está ahora mucho mejor parada y está enfrentándose a la pandemia con mucha seriedad, de una manera muy enérgica. Hay una depreciación muy grande de los activos a nivel mundial, las condiciones del mundo han cambiado para mejor si eres deudor y no hay mala fe en tu oferta de renegociación”

Miguel Sulichin, CEO de Advise WM, tiene la certeza que la tormenta que afecta a las finanzas mundiales no es una crisis crediticia y que por ello, los valores irán volviendo poco a poco. Advise, con sede en Zonamérica, lleva más de dos semanas trabajando online y su fundador considera que este es el peor momento para la industria desde 2008, sin embargo, entiende que se producirá un sinceramiento del valor de los activos, y que Argentina (su principal mercado de clientes) podría mejorar su situación si evita el default.

La industria financiera tiene dos frentes, uno es sanitario, con la propagación del coronavirus, y otro está en los mercados: “Estábamos preparados para lo que ha sucedido con la renta variable, veíamos que estaba cara y habíamos reducido nuestra exposición. Pero esta situación sí nos afectó por el lado de la renta fija, que le pega a la parte conservadora del mercado. Pero insistimos en que esta no es una crisis crediticia, y la renta fija de calidad irá volviendo poco a poco”, señala Sulichin.

El experimentado financista muestra, sin embargo, su preocupación por el sector energético, golpeado por los precios del petróleo: “Ese sector está lleno de new venture, de empresas nuevas que pueden quedar descapitalizadas. Exon va a volver, American Airlines va a volver, aunque tome su tiempo. El problema está con otro tipo de empresas, más frágiles, que quizá quiebren. Realmente todo depende de la duración de la pandemia”.

La vuelta a la normalidad

Advise tiene clientes en toda Latinoamérica, con especial presencia de argentinos. Sulichin explica que “actualmente, los clientes están ante todo preocupados por lo que pasa en cada uno de sus países (en el comercio, industria, empresas…) Se necesitan realmente políticas activas de los Estados para mantener el empleo, proporcionar una canasta básica a los más pobres y que haya una contención social”.

El fundador del Advise piensa que volveremos a la normalidad a finales de 2020: “tengo la impresión de que será una recuperación en U y no en V como sucedió en 2008. Aquí aplica la parábola del desierto, es decir, cuánta agua se tiene en reserva para pasar este momento”.

Atualmente en América no valen diagnósticos generales ni simplistas, considera Sulichin: “Ecuador ha estado a punto de ir al default por la crisis del petróleo, Perú es un país de metales y está sufriendo, en Estados Unidos el Real Estate está sufriendo un duro golpe. Estamos ante una depresión o ante un sinceramiento del valor de los activos”.

Esta crisis representa una oportunidad para los inversores más audaces: “hay mucho valor en la calle”.

Una oportunidad para Argentina

Mientras el mercado espera una propuesta inminente del gobierno argentino a sus acreedores privados, Sulichin descarta un default de la deuda: “pienso que ese momento se superó justo antes de la llegada de la crisis del coronavirus”.

“Argentina está ahora mucho mejor parada y está enfrentándose a la pandemia con mucha seriedad, de una manera muy enérgica. Hay una depreciación muy grande de los activos a nivel mundial, las condiciones del mundo han cambiado para mejor si eres deudor y no hay mala fe en tu oferta de renegociación”, asegura.

“Habrá que ver si Argentina entra finalmente en el paquete general de rescate de la economía mundial, creo que es posible en medio de tanta necesidad de liquidez, después de todo, ayudar a Argentina es poca plata si se mira a nivel global”, concluye.

 

menu