Última actualización: 14:10 / Martes, 4 Mayo 2021
Según Block AM

Criptoactivos: una exposición inteligente y diversificada que puede cumplir la función de un activo refugio

Imagen
Criptoactivos: una exposición inteligente y diversificada que puede cumplir la función de un activo refugio
  • Block AM considera que los criptoactivos pueden ser una alternativa segura en escenarios con una crisis de liquidez muy prolongada en el tiempo
  • En opinión de Block AM, las criptomonedas ganan peso como una alternativa para realizar pagos, pese a alta volatilidad que presentan
  • La gestora apuesta por una exposición basada en fondos de fondos que tengan exposición a esta clase de activos

En opinión del equipo de Block AM, los criptoactivos pueden jugar un papel como activo refugio en las carteras de los inversores cuando los problemas de liquidez del mercado se prolongan en el tiempo. Según su visión, el hecho de poder realizar pagos con algunos de estos activos, como por ejemplo las criptomonedas, otorga una ventaja al inversor frente a los tradicionales metales preciosos, en concreto frente al oro.

“Los metales preciosos tienden a beneficiarse de un shock económico o de mercado, ya que tienen un valor tangible y una producción limitada. Sin embargo, no pueden usarse para pagos, lo que los hace altamente vulnerables a cualquier evento de liquidez duradero. Los metales preciosos no son cash y el coste de mantenerlos también es alto. Aunque es sí claramente capaz de capitalizar una crisis de liquidez en sus primeras etapas, no demuestran ser un refugio seguro confiable durante una crisis de liquidez cuando ésta se prolonga. De hecho, podrían ser las últimas inversiones en ser vendidas para recaudar efectivo”, explican desde Block AM.

Como alternativa a este activo, el equipo de Block AM propone incluir criptoactivos en las carteras, ya que pueden ayudar a diversificar los activos refugio. “Combinan los beneficios de un activo refugio, pero también proporcionan liquidez de los inversores. Contrariamente a los metales preciosos, los criptoactivos se pueden usar para comprar bienes y servicios reales o para realizar transferencias de dinero a la velocidad del láser. En este sentido, la tendencia de estos activos ha sido positiva a largo plazo debido a su mayor aceptación entre los usuarios”, argumentan.

Esta afirmación que puede resultar controvertida si se tiene en cuenta la alta volatilidad que acompaña a muchos de estos criptoactivos y que, como en el caso de algunas criptomonedas, han sufrido durante este último año. Desde Block AM explica que su visión tiene sentido siempre que se parte de una “aproximación inteligente” a esta clase de activos.

“No tiene sentido intentar reducir el riesgo de cola introduciendo riesgo en la cartera, en particular cuando se compran de forma directa criptoactivos. Creemos que una aproximación inteligente es incluir vehículos de inversión que están expuestos a esta clase de activos. En Block AM gestionamos el fondo Blockchain Strategies que ofrece exposición al primer fondo de fondos del mundo de criptoactivos”, explican desde la gestora.

Una tendencia en alza

En su opinión, pese a ser un activo que en los últimos años ha mostrado bastante volatilidad, cada vez aparecen más tipo de criptoactivos debido a su posicionamiento como alternativa de pagos. “Entre los inversores crece la conciencia de que son una alternativa creíble a las monedas fiduciarias, ya que permiten pagos más eficientes y prácticamente sin costes, pero también generan ahorros”, apuntan desde el equipo de Block AM.

La gestora argumenta que el hecho de que bancos como JP Morgan o gigantes tecnológicos como Facebook estén apostando por desarrollar proyectos en este campo “indica que se acabarán convirtiendo en una parte esencial del sector financiero y del comercio electrónico”, favoreciendo así una importante adopción por parte de los participantes del mercado en los próximos dos años.

Por último, la Block AM defiende que esta tendencia es el resultado de los desequilibrios globales y de la anterior crisis financiera. “La deuda global privada se ha disparado, mientras que los principales bancos centrales mantienen las tasas de interés en mínimos históricos, apoyando la expansión monetaria mucho más allá de la realidad económica. Tal comportamiento no tiene precedentes, al menos a esta escala. Como consecuencia, la deuda del mercado global ha crecido más de 250 billones, estableciendo la relación deuda/PIB global en niveles por encima del 300%, un umbral que claramente no es sostenible a largo plazo. Por lo tanto, es probable que las deudas existentes nunca se devuelvan o se paguen en una moneda fiduciaria sin valor, que al final es equivalente a una pérdida significativa de valor”, concluyen desde la gestora.

menu