Última actualización: 06:51 / Lunes, 17 Febrero 2020
Informe de GlobalData

Falta de confianza en los bancos y en la inversión "verde": tendencias que impulsan el desarrollo de las fintech

Imagen
  • Según el informe, "muchos consumidores no confían en que su banco los trate de forma honesta y justa"
  • Debido a la expansión de lo digital, muchas operaciones de los bancos ya tienen lugar fuera de las plataformas bancarias propietarias.
  • La voluntad de compartir datos existe en correlación directa con los beneficios que se reciba de ello

Las fintech han desatado una era dorada en la innovación de servicios financieros enfocados al cliente. Altamente especializados, libre de tradicionalismos y, en muchas ocasiones, capaces de sortear la regulación bancaria, estos nuevos actores han aparecido en cada eslabón de la cadena de valor bancaria, de acuerdo con los datos de GlobalData.

El último informe de la compañía señala que las necesidades no satisfechas de los clientes, junto a las fricciones con las entidades bancarias son los principales impulsores de las fintech. Además, y según GlobalData, las tendencias clave entre los clientes que hacen posible el desarrollo de las fintech son:

  1. Falta de confianza“Muchos consumidores no confían en que su banco los trate de forma honesta y justa”, destaca el informe. A la hora de seleccionar proveedores de servicios financieros a nivel mundial, el criterio más importante es el establecimiento de unas tarifas y honorarios justos, pero, según GlobalData, los clientes no se fían ya de las entidades bancarias.  Este criterio es más importante incluso que la facilidad y rapidez de hacer negocios, según los datos de la encuesta., lo que ha hecho a los consumidores buscar nuevas alternativas en las fintech.
  2. Más posibilidades para los clientesActualmente, los clientes tienen más poder, pueden comparar y contrastar los diferentes productos y proveedores. En 2019, es más probable que los clientes cuenten con productos de fuentes diversas. Sin embargo, “según los datos de Monzo, los consumidores tienden a considerar de forma preferente aquella aplicación que usen principalmente para administrar cuentas subyacentes como su principal proveedor”, destaca el informe.
  3. Compartir datos de forma cómoda y uso del móvil Muchos clientes se siguen manteniendo en contra del open banking y la distribución libre de datos. Sin embargo, tal y como vemos en otras industrias, la voluntad de compartir datos existe en correlación directa con los beneficios que se reciba de ello. Esta concepción podría cambiar, no obstante, si los nuevos participantes son capaces de demostrar lo que el open banking puede significar. El informe destaca algunos ejemplos, como el acceso a crédito en mejores términos, o las mejoras en asesoría fiscal digital
  4. Muchas personas quedan excluidas de los servicios financieros convencionalesEn el mundo hay, aproximadamente, 2.000 millones de personas no bancarizadas. En las economías desarrolladas, muchos de los trabajos se realizan a demanda o en forma de pequeños encargos, o son emprendedores. Para este sector, tener unos ingresos estables cada mes es algo difícil de conseguir y aún más difícil de demostrar, lo que les niega el acceso a créditos convencionales. Al mismo tiempo, muchos modelos de riesgo banco discriminan a las mujeres porque, a lo largo de la historia, estas no han trabajado o sólo lo han hecho a tiempo parcial. En los Estados Unidos, los prestamistas niegan hipotecas a los solicitantes latinos o afroamericanos en tasas significativamente más altas que a los blancos, según el último informe de The Center for Investigative Reporting. Todo este sector de la población que queda fuera de la banca convencional ve una alternativa en los nuevos modelos surgidos a raíz de la expansión fintech, según los datos de GlobalData.
  5. Expectaciones digitales elevadasDebido a la expansión de lo digital, muchas operaciones de los bancos ya tienen lugar fuera de las plataformas bancarias propietarias. Por ejemplo, Facebook Messenger, Twitter o WeChat permiten a sus usuarios recibir servicios o acceder a la compra de productos. Todas estas experiencias no bancarias aumentas las expectativas que los clientes tienen de las entidades bancarias tradicionales, especialmente en cuanto a lo que experiencias personalizadas se refiere.
  6. Inversión verde y responsabilidad social corporativa. Las noticias sobre las inversiones de impacto se han extendido de forma constante. Aun así, los datos de GlobalData sugieren que sólo el 2% de los clientes de todo el mundo aseguran que apoyar causas éticas es un criterio importante a la hora de seleccionar proveedores (dato que se ha incrementado un 3% entre los milennials). Nuevos bancos digitales como Aspiration encabezan el sector con eslóganes como “No usamos tus depósitos para quemar oleoductos”. Estos gestores de dinero digitales podrían aprovechar esta tendencia para orientar el gasto del consumidor hacia comercios, por ejemplo.  
menu
menu