Última actualización: 05:45 / Viernes, 24 de Mayo de 2019
Visión de NN IP

Los activos cíclicos destacan en medio del temor exagerado a una recesión en la Eurozona

Los activos cíclicos destacan en medio del temor exagerado a una recesión en la Eurozona
Foto: Free-Photos / Pixabay CC0 Public Domain
  • Se está articulando un momentum positivo en la Eurozona y, a medida que avance 2019, debería haber un apoyo significativo por parte de sus socios comerciales clave
  • Pese a ello, NN IP apunta que los mercados están centrados en los factores negativos y aún valoran los activos cíclicos como si fuese a producirse una recesión
  • “Muchos cíclicos europeos tienen una alta dependencia del comercio asiático, que creemos que va a repuntar este año”, señala la gestora
  • Los inversores pueden beneficiarse de empresas con un fuerte potencial de crecimiento de dividendos y balances sólidos
Por Funds Society, Madrid

El contexto para invertir en renta variable de la Eurozona ha cambiado de forma drástica desde hace 20 años, cuando NN Investment Partners (NN IP) lanzó su fondo NN (L) Euro High Dividend. En 1999, los inversores buscaban activos de tecnología, medios y telecomunicaciones (TMT) a cualquier precio. Ahora, Europa parece afrontar un nuevo paradigma de tipos de interés permanentemente bajos y un crecimiento económico anémico. Los miedos de una recesión parecen exagerados, lo que hace que las perspectivas para los infravalorados valores cíclicos y los activos integrados de petróleo sean positivas.

Los datos económicos de la Eurozona muestran una ralentización en los últimos meses, con el crecimiento del PIB cayendo desde el 1,6% interanual del tercer trimestre de 2018 al 1,1% en el cuarto. Sin embargo, NN IP asegura en un informe que su análisis demuestra que la economía podría dar sorpresas positivas hacia finales de año: se está articulando un momentum positivo en la Eurozona, con el desempleo cayendo de forma constante, desde el pico del 12% que alcanzó en 2014 al 7,8% del pasado febrero.

La gestora cree que, a medida que avance 2019, debería haber un apoyo significativo hacia la economía de la Eurozona por parte de sus socios comerciales clave. La economía estadounidense continúa registrando buenos resultados y China, que ha sido una carga para las exportaciones europeas en el último año, está mejorando: el PMI de su sector manufacturero se ha recuperado considerablemente en marzo, superando las expectativas, al volver a la estrategia de expansión.

Pese al avance del momentum económico subyacente, NN IP apunta que los mercados están centrados en los factores negativos y, en consecuencia, todavía están valorando los activos cíclicos como si fuese a producirse una recesión. Por ello, los activos de los sectores industriales y materiales –que se desempeñarán bien si el comercio internacional se recupera- actualmente están valorados de forma atractiva para el excelente potencial que ofrecen.

Nicolas Simar, gestor principal del NN (L) Euro High Dividend desde su lanzamiento, en 1999, admite que ha habido una ralentización en Europa, ya que el crecimiento del PIB ha pasado del 2% hace seis meses a estar cerca del 1% actualmente. “Como resultado, hay muchas empresas de la Eurozona que han sido valoradas para una recesión, pero no vemos que esto vaya a ocurrir. Muchos cíclicos europeos tienen una alta dependencia del comercio asiático, que creemos que va a repuntar este año”, asegura.

A su juicio, independientemente del entorno macroeconómico que tengamos dentro de seis meses, muchas empresas cíclicas están valoradas de forma muy atractiva en los niveles actuales. “También nos gustan las empresas de petróleo integradas, que, gracias a su mejorada asignación de capital, todavía generan flujos de caja libres y pueden cubrir los dividendos, incluso con precios del petróleo bajos”, señala Simar.

En su opinión, los inversores también deberían recordar que, con los tipos bajos actuales, los dividendos van a ser un elemento clave de los retornos: en el largo plazo, suponen el 60%-70% de los retornos de las acciones en los países desarrollados. “Sin embargo, no se trata solo de los niveles de dividendos actuales, sino que lo importante es más bien el potencial de crecimiento en el contexto macroeconómico actual. Por eso, es esencial identificar empresas con buenos balances”, asegura.

En cuanto a la asignación geográfica, NN IP ve valor en el mercado alemán, que está sesgado hacia sectores cíclicos. La gestora no favorece todos los activos de este tipo: infrapondera el sector financiero, que afrontar obstáculos estructurales debido a la presión en el beneficio y los costes en aumento.

Tras 20 años gestionando el NN (L) Euro High Dividend, Simar destaca que han ajustado los procesos para incorporar criterios ambientales, sociales y de buen gobierno (ASG) tanto en la construcción de carteras como en el análisis de los activos. “También hemos aprendido que siempre tenemos que reconsiderar nuestra cartera como si estuviéramos lanzando la estrategia de cero”, afirma. Por ello, observan los activos desde una perspectiva nueva y se preguntan lo siguiente: si tuviéramos que lanzarlo hoy, ¿seguiríamos incluyendo estas firmas en la cartera?

 

Portadas: 

0 Comentarios

Añadir nuevo comentario