Última actualización: 14:54 / Viernes, 13 Febrero 2015
Estrategia long-short de OMGI

"El BCE ha decepcionado al actuar tarde: hubiera tenido una oportunidad de cambiar el sentimiento hace un año"

Imagen
"El BCE ha decepcionado al actuar tarde: hubiera tenido una oportunidad de cambiar el sentimiento hace un año"
  • En este contexto de mayor incertidumbre y volatilidad, cobra pleno sentido la propuesta de Old Mutual GI, que presentó en Madrid su estrategia long/short de renta variable global con perspectiva de retorno absoluto
  • Se trata de una estrategia de mercado neutral, con beta cero y sin correlación con el mercado
  • Usa un modelo sistemático que, de un universo global de 3.500 empresas, selecciona 700, a través de la implantación de 5 criterios: valoración, crecimiento, análisis de sentimiento, gestión empresarial y dinámicas de mercado
  • Pueden tener alguna apuesta sectorial (están cortos en valores energéticos y largos en sectores defensivos como el sector de la salud o utilities) pero la exposición regional, en divisas o por países, es cero

Tras los últimos años de subidas constantes en los mercados de renta variable, la incertidumbre está volviendo a hacer acto de presencia, ante aspectos como la divergencia en las políticas monetarias en el mundo o los eventos políticos y electorales que podrían provocar cambios importantes a lo largo del año. En este contexto de mayor incertidumbre y volatilidad, cobra pleno sentido la propuesta de Old Mutual Global Investors, que presentó recientemente en Madrid su estrategia long/short de renta variable global con perspectiva de retorno absoluto (Global Equity Absolute Return).

Se trata de una estrategia totalmente de mercado neutral, con exposición a mercado o beta cero, y sin correlación con el comportamiento de los mercados, lo que la convierte en una buena estrategia para diversificar los riesgos. “Tiene un perfil de retorno absoluto que está teniendo mucho interés entre los inversores españoles, y que busca una rentabilidad un 6% por encima de la liquidez”, explica Amadeo Alentorn, gestor y responsable de Análisis del equipo de Renta Variable Global de Old Mutual Global Investors. Algo que ha logrado en los últimos años con una volatilidad de en torno al 5% y que le ha permitido incrementar sus activos hasta los 3.000 millones de dólares (del total de 5.000 que gestiona en renta variable la entidad, entre ésta y otras estrategias long only).

Detrás de sus buenos resultados subyace un modelo sistemático que, de un universo global de unas 3.500 empresas de mayor capitalización y liquidez del mundo, selecciona 700, a través de la implantación de cinco criterios de carácter fundamental: la valoración, el crecimiento, el análisis de sentimiento, la gestión empresarial y las dinámicas de mercado.

Criterios que van cambiando su ponderación y que adquieren mayor o menor importancia en función de la situación de mercado. Así, el modelo cuenta con una serie de situaciones históricas en las que analiza qué factores han funcionado mejor… y actúa en consencuencia. Así, el énfasis va cambiando en función del contexto económico: si el mercado cae, el mayor peso estará en la calidad de las compañías, la gestión empresarial, etc, factores que suelen funcionar mejor. “Ahora el sentimiento es neutral: aún hay aversión al riesgo, a pesar del BCE. Aunque la volatilidad crecerá y es mayor que en el pasado aún no es demasiado alta. En este contexto se premian los balances fuertes y la calidad de las compañías, los valores más defensivos… y no funcionan demasiado bien los criterios de valoración”, dice el gestor. En su opinión, el BCE ha decepcionado de cara a los mercados al actuar tarde y cree que sí hubiera tenido una oportunidad de cambiar el sentimiento hace un año; de ahí que augura movimientos laterales en los mercados y aumento de la volatilidad.

El modelo, que obtiene su rentabilidad fundamentalmente de la selección de valores (es decier, de elegir los valores en el lado largo que vayan mejor que los cortos), también obtiene rentabilidad a través de apuestas sectoriales, en las que puede permitirse tener algo de exposición: por ejemplo, están cortos en valores energéticos y largos en sectores defensivos como el sector de la salud o utilities. De hecho, entre sus apuestas largas en España destacan estos sectores, en valores como Iberdrola o REE, por la fortaleza de sus balances y el crecimiento sostenible de su sector. Pero, al margen de las apuestas sectoriales, la exposición es cero en divisas, o apuestas regionales o por países, explica el gestor.

Amadeo Alentorn, gestor y responsable de Análisis del equipo de Renta Variable Global de Old Mutual Global Investors, trabaja con un equipo formado por otros dos gestores, analistas y expertos docentes, desde Londres.

menu
menu