Última actualización: 04:52 / Viernes, 10 Septiembre 2021
Según Cerulli Associates

Los ETFs smart beta ganan atractivo entre los clientes de la banca privada europea

Imagen
  • Además, la asignación media de ETFs en la cartera de los bancos privados europeos aumentará del 18% de 2020 al 25,7% en 202
  • “Ha habido algunos desarrollos interesantes lejos de las clases de activos principales”, destacan desde Cerulli Associates
  • la pandemia del COVID-19 ha supuesto una importante prueba de resistencia para los ETFs de bonos

El 46% de los bancos privados y gestores de patrimonio independientes europeos encuestados por Cerulli Associates esperan que la demanda de ETFs smart beta aumente en los próximos 24 meses, según el último número de The Cerulli Edge-Europe Edition. 

Según afirma Fabrizio Zumbo, director asociado de investigación de gestión de activos y patrimonios en Europa de Cerulli, “el 44% de los encuestados en nuestro estudio esperan que la demanda de ETFs pasivos aumente en los próximos dos años". Además, el análisis que ha realizado Cerulli Associates muestra que la asignación media de ETFs en la cartera de los bancos privados europeos aumentará del 18% de 2020 al 25,7% en 2022 y que la exposición a sectores/países específicos es, con diferencia, la consideración más importante para estas instituciones a la hora de evaluar los ETFs.

"Ha habido algunos desarrollos interesantes lejos de las clases de activos principales. Por ejemplo, han surgido diferencias notables cuando Cerulli pidió a los bancos privados europeos y a los gestores de patrimonio independientes que identificaran las estrategias y exposiciones de fondos pasivos más demandadas. Los bonos en euros fueron los claros ganadores entre los bancos privados, con casi la mitad de referencias de nuevo que los bonos en dólares. Por el contrario, los gestores de patrimonio esperan que otras estrategias de bonos sean las más populares, con poco que elegir entre sus expectativas para los bonos temáticos, corporativos y de mercados emergentes”, añade Zumbo.

Por último, el análisis realizado por Cerulli Associates indica que las turbulencias del mercado relacionadas con la pandemia del COVID-19 supusieron una importante prueba de resistencia para los ETFs de bonos y “su éxito despertó el interés de los inversores que no habían considerado previamente el uso de ETFs en renta fija”. Además, apunta que la combinación de los cambios reglamentarios y una “demanda sin precedentes” han ejercido de viento de cola provocando un mayor inversión bajo criterios ESG a través de ETFs.  

“Los ETFs también se están convirtiendo en un área de innovación en las estrategias de inversión, con enfoques temáticos que se centran en las fuentes de alimentos sostenibles o en criterios específicos sobre el cambio climático, por ejemplo, que se lanzan en formato ETFs por defecto”, añade en sus conclusiones el informe de Cerulli Associates.

menu