Última actualización: 13:38 / Jueves, 22 de Agosto de 2019
Según iShares

La política acomodaticia de los bancos centrales y el entorno de mercado impulsan los ETFs de renta fija

La política acomodaticia de los bancos centrales y la situación de los mercados impulsan los ETFs de renta fija
  • Los inversores asignaron 20.900 millones de dólares a ETFs de renta fija cotizados en la región EMEA en el primer trimestre de 2019
  • Según el análisis que hace iShares, la evolución estructural a más largo plazo de los mercados de renta fija impulsarán el uso de ETFs de renta fija como herramientas para estructurar carteras resistentes
  • La tendencia ha sido a combinar exposiciones de calidad con asignaciones de mayor riesgo que ofrecen rentas atractivas, como la deuda emergente
Por Funds Society, Madrid

El mercado europeo de ETFs de renta fija avanza con paso firme. Según apuntan desde iShares, que se ha convertido en el líder del sector al rebasar el umbral de los 10.000 millones de dólares, la postura acomodaticia de los bancos centrales está generando, en parte, una coyuntura más favorable para los ETFs de renta fija.

Junto a esta tendencia, iShare destaca otra que estaría ayudando al crecimiento de esta clase de ETFs: la evolución estructural a más largo plazo de los mercados de renta fija impulsarán el uso de ETFs de renta fija como herramientas para estructurar carteras resistentes. Estas dos tendencias han hecho que, durante el primer trimestre del año, se registrasen los flujos de entrada trimestrales en ETFs de renta fija más elevados de la historia, tanto en Europa como a escala mundial.

De hecho, los inversores asignaron 20.900 millones de dólares a ETFs de renta fija cotizados en la región EMEA en el primer trimestre de 2019, lo que representa en torno al 60% de los flujos de entrada totales en ETFs cotizados en esa región en todas las clases de activos. A escala mundial, estos productos captaron la cifra récord de 62.000 millones de dólares durante el primer trimestre.

Según el análisis de los datos que hace iShares, los flujos captados por el sector de los ETFs indica que aunque los inversores han asignado un volumen creciente de capital a productos de renta fija este año, han adoptado un enfoque Barbell; es decir, han combinado exposiciones de calidad con asignaciones de mayor riesgo que ofrecen rentas atractivas, como la deuda emergente.

“Los inversores exigen carteras más inteligentes y con mayor capacidad de resiliencia respecto al riesgo, tiempo y rentabilidad. A medida que más inversores miran más allá de la selección de bonos para la construcción holística de carteras y la construcción de defensas para la siguiente fase del ciclo de mercado, estamos viendo más la inversión en el índices junto con otros estilos de inversión. Esto evidencia que estamos ante una nueva mentalidad dentro de una industria que está experimentando un cambio fundamental, con más y más inversores que utilizan ETFs en el núcleo de sus carteras”, sostiene Brett Olson, jefe de renta fija iShares EMEA de BlackRock.

Portadas: 

0 Comentarios

Añadir nuevo comentario